GP de Mónaco 2007 – Sesión clasificatoria: Y en el último momento llegó él…

0

alonso pole mónaco

… Comienzo así el artículo porque la pole position de hoy se ha decidido prácticamente hacia el final de la Q3, sesión en la que los McLaren han reafirmado su posición en cabeza, marcando los mejores tiempos y no dejando pasar al Ferrari de Massa (que hoy sólo ha podido ser tercero). Lewis Hamilton ha sido hoy durante casi toda la sesión el líder de la tabla hasta que en el último momento Fernando Alonso ha sido capaz de batir su mejor marca, que no ha podido ser mejorada por el propio Lewis debido al tráfico que ha encontrado en la vuelta. No obstante, una buena sesión para el equipo de Woking que mañana ocupará la primera línea en la salida. Y si los dos coches llegan enteros a Santa Devota, no les pasa nada durante la carrera y nadie hace una estrategia muy agresiva (o la lluvia obliga a hacer cambios), es muy probable que acaben en ese orden en el podio, pues en este circuito es difícil adelantar, aunque a veces los pilotos nos regalen maravillas como…

… la remontada que hizo Michael Schumacher el año pasado después de salir desde el pit-lane por su maniobra dudosa en la Rascasse, parando su monoplaza sin hacer aparentemente nada para evitarlo, lo que hizo que Fernando Alonso, el piloto por aquel entonces de la escudería Renault, no pudiera mejorar su marca en la vuelta que estaba siendo su vuelta rápida. No obstante ese caso está cerrado y como muestra de ello la imagen que se ha podido ver hoy: un Michael Schumacher muy relajado paseando con un Fernando Alonso sonriente y amable. Lejos quedan las declaraciones punzantes, los dedos señalando a culpables y los pulgares abajo, las caras largas, las especulaciones, las sanciones. Eso ya es agua pasada. ¿O no?

kimi rascasse

Felipe Massa ha podido pasar por los pelos antes de que Kimi Räikkönen (a causa de una avería en la dirección) bordara la maniobra ya comentada que hizo el heptacampeón el año pasado en la misma curva. No ha podido finalizar la Q3 y mañana saldrá 15º. Todo sigue igual en Montecarlo: un Ferrari que aparca en la Rascasse y un piloto finlandés con muy muy muy mala suerte (recordemos que el año pasado tuvo un incendio en unos cables lo que le hizo abandonar, en una carrera en que parecía que el McLaren podía al fin ganar algo, pues Fernando Alonso estaba muy muy muy cerca del finlandés). Sólo que esta vez, la mala suerte y el aparcamiento por sorpresa se ceban en el mismo hombre. Muchos desearán que todo siga igual y haya un español en lo alto del podio. Otros desearán que en lo alto del podio haya… un Renault. Pero eso es complicado, pese a la buena cuarta posición de Giancarlo Fisichella. Y otros preferirán que cambie algo respecto del año pasado y haya un británico… obviamente Lewis Hamilton, aunque alguno tendrá fe en Button, y alguno aún más fe en Anthony Davidson… pero éstos se quedan fuera de los límites del realismo.

Y también, hablando de Renault, es casi obligado comentar el incidente de Coulthard y Kovalainen: el escocés molestó al piloto de Renault lo que provocó su expulsión de la Q3 y descontento en la casa francesa (que es la que además le da los motores).

El equipo BMW hoy no ha brillado tanto como lo ha venido haciendo durante todas las carreras anteriores: ocuparán la cuarta línea en la parrilla. Y sobre las japonesas Toyota (13º y 20º) y Honda (9º y 10º), el acontecimiento del día ha sido el paso a la Q3 de los dos eco-monoplazas de Honda. ¡Buen trabajo!

¡Esto es Montecarlo! Mañana todos mirarán al cielo durante toda la carrera porque si ya una carrera en Mónaco puede ser accidentada… si entra la lluvia, los cambios de rueda, las pérdidas de adherencia. Sin duda, puede ser una carrera muy divertida.