Aceptar
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra política de Cookies.
Crash test entre un coche moderno y uno de hace 50 años

Crash test entre un coche moderno y uno de hace 50 años

Por:

Crash test entre un coche moderno y uno de hace 50 años

No pocas veces se ha hablado sobre esto y en especial los que más aman los coches nuevos son los que se acuerdan de lo “malos” que eran los coches de antes. De hecho conozco personas de mi entorno que ya les parecen mucho cinco años para un coche.

En materia de seguridad, ¿que es mejor? ¿Un coche de los de antes o uno moderno? Es obvio que la seguridad en los coches ha evolucionado y no poco. Pero no pondría la mano en el fuego por muchos modelos que en Euroncap obtienen puntuación máxima, ya que se han visto pruebas realizadas a 20 km/h más y los mismos modelos obtenían la máxima calificación se volvían muy poco seguros.

Aquí os dejo un vídeo de un choque frontal entre un Chevrolet Bel-Air del 59 y un Malibu de 2009. Los resultados son bastante claros. Sólo hay que ver como afecta el impacto al habitaculo del Bel-Air.

Sin embargo, opino que antes se hacían las cosas mas a consciencia y más duras de lo que se piensa. La chapa de los coches de antes dura y resistente. Si en el vídeo anterior el coche antiguo se lleva la peor parte, en el siguiente ocurre todo lo contrario. De hecho tiene cierto punto de gracia al ser tanta la diferencia.

Por último, yo me quedaría con un SUV para sufrir un accidente, por mucho que sean criticados por la sociedad.

Si te ha gustado compártela con tus amigos

Anímate y déjanos tu comentario

  • Rube

    El segundo vídeo… es una bobada.

    Es un alcance por detrás y si hemos visto alguno sea el coche de la época que sea pasa eso. El de delante se lleva las inercias del de detrás. Siempre sale peor parado.