Motor, competición y nuevos lanzamientos

Kia Cee’d ISG

6

Kia Cee’d

Cada vez más marcas implementan en sus modelos el sistema Start&Stop, debido a las ventajas que aporta en términos de consumo y emisiones, especialmente si se emplea mucho el vehículo en trayectos urbanos.

Kia acaba de anunciar el Cee’d con el citado sistema (el primero de su gama en incorporarlo), sólo que ellos lo denominan ISG (Idle Stop&Go). Como bien sabéis muchos, el sistema Start & Stop lo que hace es detener el motor de forma automática cuando el coche se encuentra detenido, y una vez se reanuda la marcha, a la hora de presionar el pedal del embrague, automáticamente lo arranca. Por el momento sólo estará disponible en dos motores gasolina, pero a finales del 2009 lo estará también en el 1.6 diésel y en el 2010 estará en otros modelos de la marca.

En el Cee’d, este sistema estará disponible para los motores gasolina 1.4 de 109 CV y 1.6 de 122 CV. Kia asegura una reducción del consumo en ciclo urbano del 15%, mientras que en ciclo mixto esa reducción pasa a ser de un 6%. Concretando cifras, ahora el motor 1.4 de 109 CV homologa un consumo de 5,7l/100 km (antes 6,1l/100 km) y unas emisiones de 137 g/km (antes 145 g/km). Por su parte, el 1.6 de 122 CV homologa ahora un consumo de 5,8 l/100 km (antes 6,3l/100 km). Las emisiones son ahora de 143 g/km (antes 152 g/km).

Estará disponible para las tres carrocerías en las que se comercializa el Cee’d: 3p (Pro-cee’d), 5p y Sporty Wagon (familiar). Su llegada a España se hará efectiva en primavera y por el momento desconocemos las tarifas.

Vía: Terra motor

Si te interesa esta noticia...
  • David

    A mi los sistemas estos no me hacen ninguna gracia. Me pregunto: ¿dónde queda el tema de esperar varios minutos antes de parar el coche para que el turbo quede lubricado?
    Ya sé que en esta noticia se habla de motores gasolina sin turbo pero hay varias marcas que lo llevan ya en los turbodiesel. Yo tengo un serie 3 y lo llevo desconectado siempre.
    Soy un tanto escéptico en este tema. Y seguro que habrá gente que diga que está todo calculado para que no sufra el coche y bla bla… pues yo digo que arranco el coche y circulo desde mi plaza de garaje hasta la trapa de salida a la calle y cuando paro esperando a que se abra, es deci, un minuto después de haberlo arrancado ya se detiene el motor. Venga ya hombre que no ha calentado el aceite siquiera y ya se para…
    Se me ocurre pensar incluso que si el motor falla antes, antes tienes que llevar en coche al concesionario y al final siempre sale ganando el mismo. Porque primero le compras el coche porque consume menos y despues le compras las piezas claro

    Perdón por la biblia.

  • Juan

    Cuando circulas por ciudad o en retenciones, que es cuando el Stop&Start opera, no estás recalentando el turbo, salvo que seas un fitipaldi urbano. Ese calentamiento del turbo ocurre cuando circulas largo rato por carretera, sobre todo si pisas a fondo (y con las relaciones superlargas de los turbodiesel modernos y las limitaciones de velocidad, cada vez se hace menos). En carretera el motor no se para aunque levantes el pie del pedal, porque el coche está continuamente en movimiento. Cuando acabas de arrancar el coche por la mañana puedes parar el motor tranquilamente aunque aún no se haya calentado, estará mucho más caliente tras un solo minuto funcionando que en el momento en el que arrancaste cuando llevaba varias horas parado. No se va a averiar más ni a desgastar más por ese motivo. No confundamos el hecho de meterle caña a un motor que aún está frío, que es lo que no resulta aconsejable, con el hecho de arrancar y ponerlo a ralentí, y hablamos de un motor que puede que aún no esté caliente, pero no está helado. Además con la calidad de los lubricantes modernos y el ajuste mecánico de los motores de ahora, el tipo de averías relacionadas con estas situaciones es muchísimo menor, así que no exageremos. En unos años todos los coches serán Stop&Start, y llegará el día en el que no puedas desconectarlo. Así que vete acostumbrando.

  • David

    Yo no exagero nada, simplemente digo que por mucho que circules en cuidad el turbo salta cada vez que pasas de 1800 vueltas aproximadamente y eso es bastante frecuente (no hace falta ser ningún fitipaldi como dices). Además un motor funcionando en ciudad tiene muchos más picos de temperatura que en carretera ya que tiene que ser el ventilador el que se encargue de crear una corriente de refrigeración. Por tanto el funcionamiento es mucho menos homogeneo por decirlo de alguna manera y se calienta tanto o más que si vas en carretera. Así que con menos motivo debería detenerse en cada semáforo.
    En cuanto al tema del arranque, el aceite tarda en alcanzar la temperatura de funcionamiento más del minuto del que te hablaba antes así que mientras no alcanza esa temperatura no lubrica correctamente. De hecho el desgaste de las piezas principalmente viene de los primeros momentos de funcionamento donde rozan metal contra metal. Si lo que hace este sistema es parar el motor cuando ni siquiera ha calentado el aceite, lo único que se logra es que tarde más en llegar a su temperatura y que en resumidas cuentas estén mas tiempo rozando zonas sin lubricar.
    ¿Quién ha dicho que el motor separe cuando vas circulando?
    Yo ni me acostumbro ni me dejo de acostumbrar. Opino así y lo desconecto por estos motivos.

  • topspeed.es

    Espero que este sistema de buenos resultados, en el caso que sea correcto estaría bueno que todas las marcas lo pongan en sus modelos, saludos.

  • Juan

    Me hace gracia el concepto de que el turbo “salta”. Pero obviando esa simpleza, debería saber que no es lo mismo un turbo funcionando a plena carga durante un tiempo prolongado (en carretera, sobre todo si le metemos caña) que un turbo que está activo pero funcionando a baja carga, y que por lo tanto ni alcanza las altas velocidades de giro de plena carga ni se calienta de esa manera. Un motor se calienta en ciudad más que en carretera porque cuando el coche no se mueve no existe ventilación forzada, es el único motivo. Para eso se inventó el electroventilador que, oh milagro, funciona incluso con el motor apagado. Pero lo más importante no es eso. El motor de un coche que no se mueve se calentará menos si está apagado que si está encendido. En pleno verano es típico escuchar como el electroventilador se activa cuando nos paramos en un semáforo, para refrigerar un motor que está en marcha con el vehículo parado. Pero si en ese momento de detenernos en el semáforo el motor se para… dejará de aumentar su temperatura. Y si fuera preciso, aún así, refrigerarlo, el electroventilador de activará. Más cosas. Creo que no me entendiste, es obvio que el aceite tarda en calentarse hasta su temperatura óptima más de un minuto. Pero tras un minuto, incluso tras 15 segundos, el aceite está a una temperatura mucho más alta que en ese instante en el que activaste el contacto. No confundas los conceptos de arrancar un motor verdaderamente frío (en el que el aceite puede estar a temperaturas bajo cero en pleno invierno) con un motor que aún no ha alcanzado su temperatura de funcionamiento ideal (pero que puede estar a 20 o 30 grados centígrados, algo que se alcanza muy rápido tras las primeras explosiones del motor, en unos segundos). Además, en el tiempo que se detiene el motor de tu coche porque te pares al salir de la rampa o en un semáforo, no le da tiempo a enfriarse. Es decir, cuando el motor rearranca, lo hace desde el estado de temperatura en el que se detuvo, no puedes comparar eso con un rearranque en frío. Pongamos un ejemplo: el motor tarda 5 minutos en calentarse. En 5 minutos realiza a ralentí, por poner una cifra redonda, 5.000 revoluciones (1.000 por minuto). Bien, digamos que son 5.000 revoluciones “de alto desgaste”. Si durante eso cinco minutos haces varias pausas breves, el tiempo en que el motor está parado no se está desgastando (obvio también), y cuando rearranque seguirá incrementando su temperatura practicamente en el punto en el que se paró. Resumiendo: no hay mayor desgaste ni mayor esfuerzo para los elementos mecánicos.

  • David

    Ya sé que el turbo no salta campeón.
    Entiendo lo que dices de que no importa que se detenga el motor puesto que el aceite no se va a enfriar apenas en el tiempo que dura la parada y de hecho creo que tienes toda la razón.
    Una cosina nada más, mira a ver, que si el aceite de tu coche “tras las primeras explosiones del motor, en unos segundos” tal y como dices, llega a los 20 o 30 grados, es más posible que tengas una freidora que un motor bajo el capot. La mayoría de los aceites vienen alcanzando la viscosidad adecuada a partir de los 40 grados. Y siempre que no pase de los 80 estará correcto. Y si se tardan unos 10 minutos en tener la temperatura de funcionamiento malamente en unos segundos se va a calentar tanto.
    Un saludo.