Motor, competición y nuevos lanzamientos

Massa lidera un asombroso doblete y McLaren se hunde

0

Felipe Massa

¡Esto es la F1! Aunque la carrera no ha sido lo más divertido que hemos visto recientemente, sí que es cierto que ha sido una carrera con muchas sorpresas y muchos imprevistos. No hace falta ir más lejos de la salida para ver la primera. Por la parte limpia de la pista había algo raro parado… ¡es Hamilton! Al parecer, al piloto británico se le ha puesto la caja de cambios en Neutral (punto muerto) pues el sistema ha podido detectar que se pudiera calar el coche, algo extraño, pero esto es lo que hay. Muy buena salida para Felipe Massa, también para Kimi Räikkönen y para Heikki Kovalainen, que empezó muy fuerte… y se fue yendo para atrás, siendo “pisoteado” por los BMW Sauber, algo que en Woking y, sobre todo, en Stuttgart, seguro que no ha sentado bien. Y sin separarnos del británico, a la vuelta siguiente, en un intento desesperado de remontar desde la 10ª posición se ha encontrado con un viejo amigo: Fernando Alonso. Muchos esperábamos un duelo: un McLaren que corre mucho detrás de un Renault con un piloto que sabe cerrar muy bien los huecos. El duelo apenas ha durado unas curvas, hasta que en una aceleración, el MP4-23 ha querido ser más rápido que el R28 y se ha montado encima, destrozándole el alerón trasero al coche de Fernando Alonso, lo que perjudicaría al español en el ritmo de carrera (aunque según dijo después, tampoco tanto) y arruinando también la carrera del joven inglés. Hamilton entraba a hacer su parada demasiado pronto, lógicamente, cambiaba el morro y se preparaba para una estrategia de una parada… a partir de esa, claro. Comenzaba el trabajo duro para el británico. Por arriba las cosas se iban colocando: Felipe Massa volaba sobre la pista, con Kimi Räikkönen detrás, seguido de un Kubica que seguro que era consciente de que aquí iban a mandar los Ferrari. Por detrás de Kubica, y tras quitarse a Kovalainen, llegaba Nick Heidfeld, seguido del finlandés de McLaren, que hoy tampoco ha tenido su día: no ha marcado ritmos altos hasta el final de la carrera, cuando se ha acercado a los tiempos de vuelta rápida… demasiado tarde. No, hoy tampoco ha sido el día soñado para los McLaren. Pero sobre McLaren hablaremos más adelante.

Ha habido más duelos interesantes, como el que han mantenido Jenson Button y David Coulthard, que ha terminado con un “San Ganchao” de los laterales de ambos coches y el alerón del Honda volando por los aires. Un duelo intenso, la verdad, pero que también se ha visto, como el de Alonso y Hamilton, arruinado antes de tiempo. Y no puedo dejar de citar aquí, en Bahrein, el papel de los Toyota: Jarno Trulli ha sido sexto hoy, pero amenazando gran parte de la carrera a Heikki Kovalainen; y Timo Glock, que pese a los problemas que ha tenido con la caja de cambios de su Toyota, ha peleado con el Renault de Alonso, y ha dejado también una buena batalla. Batalla que hacia el final de la carrera pasó a ser una lucha entre Alonso y Barrichello, que se le acercaba peligrosamente por detrás, pero el brasileño no ha podido hacer nada hoy.

No ha sido un día bueno para Renault, ya se esperaba que hoy el R28 no fuera bien (no tan “bien” como en las dos carreras anteriores, si se puede decir que fue bien), y eso se ha visto en Fernando Alonso, y sobre todo en Nelson Piquet, que ha terminado diciendo adiós, por una avería en su caja de cambios (y aún vamos por la tercera carrera… hasta Turquía no toca cambiar… en Montmeló seguro que alguno más tendrá problemas). Ya se quejó en la vuelta de formación de que tenía problemas para engranar la segunda velocidad.

Otro abandono, y ya es el tercero consecutivo, ha sido el de Sebastian Vettel, una promesa que debe de estar pasándolo mal ya que no está teniendo oportunidad apenas de competir. Abandono, por cierto, por problemas con el motor Ferrari, y ya van… ¿todo bien por Maranello? Por cierto, también hay que decir lo bueno, Giancarlo Fisichella, con un Lego (por lo cuadrado que es el Force India) motorizado por Ferrari ha conseguido la 12ª posición, todo un hito para un Force India.

Hoy los Ferrari han levantado hacia el final de la carrera, algo lógico, sí, pero no en Kimi Räikkönen, que tiene la manía de marcar vueltas rápidas hasta el final de la carrera. ¿Hay miedo en Ferrari con los motores? La verdad es que el monoplaza rojo ha sido hoy, con diferencia, el más rápido, seguido por los BMW Sauber que, si bien no son realmente aún más rápidos que los McLaren, sí que han conseguido hoy un ritmo mejor y más regular, lo que les ha permitido conseguir una buena cantidad de puntos que… les ha colocado al frente del mundial de constructores. Tenemos que remontarnos a Brasil de 2006 para encontrarnos la última vez que el liderato de constructores no estaba en manos ni de McLaren ni de Ferrari. Así que la noria ha girado, los que esta mañana partían como líderes con ventaja (McLaren, con 24 puntos), hoy se van como terceros y entre el suficiente raspado y el suspenso, los Ferrari siguen segundos, pero ahora con 5 puntos de ventaja sobre McLaren, y los BMW suman 30 puntos, situándose a 6 de los McLaren.

La Fórmula 1 es así, y más ahora que todo está empezando y las diferencias son cortas: una situación extraña en carrera y todo cambia mucho.

De todos modos, no quería terminar hoy sin preguntarme qué es lo que está pasando con McLaren, y después de que las bocas que hablaban de Massa se hayan cerrado, creo que se van a abrir las que hablan de McLaren. Hay que ser conscientes de que su liderato hasta ahora se ha visto beneficiado de abandonos de Ferrari. Muchos puntos que Ferrari se ha dejado tirados por el camino, y que McLaren ha recogido, pero hoy… ha visto que eso no va a ser suficiente. Hagamos un repaso: en Australia, Kovalainen estira demasiado su parada en un afán de intentar adelantar a Hamilton y por culpa del Safety Car se va a la quinta posición, que habría sido cuarta pero un “descuido” del finlandés hizo que se activara el limitador del MP4-23 en la recta de meta y que Fernando Alonso lo tuviera fácil para adelantarlo de nuevo. Aun así, Hamilton aguanta y gana la carrera. En Malasia los McLaren ya tenían problemas de ritmo, y Hamilton sufre en su primera parada un “castigo” del equipo de unos 10-11 segundos por un problema con su tapacubo delantero derecho. Adiós al podio (mirando tiempos, sin esa pérdida habría terminado 3º), que por lo menos pudo ser recogido por Kovalainen. Kimi ganaba aquí, seguido de Kubica, y Massa abandonaba por segunda vez. No era un papel excelente para los Ferrari, desde luego, pero no fue tan bueno como esperaban para los de Woking. Y aquí en Bahrein, cuando parecía que Hamilton podía hacer algo interesante, tiene un problema en la salida que deja su coche en punto muerto y arruina su carrera desde el principio. Y además, Kovalainen no puede hacer nada frente a los BMW. Los que hoy hayan seguido la carrera en televisión con los comentarios de Pedro Martínez de la Rosa se habrán dado cuenta de que no estaba precisamente contento. Entraron líderes y salen terceros. Sin duda, Ferrari hoy ha sido Ferrari, y eso se ha notado. Y el liderato de BMW es un premio muy merecido por ser los más regulares: les falta todavía un poquito más para ganar. El día que Kubica o Heidfeld gane la primera carrera… Stefano y Ron van a tener mucho miedo. Mucho miedo.

De todos modos, esto ha sido Bahrein, sabíamos que los Ferrari y los Toyota aquí iban a ir bien, como hemos visto en la carrera, gracias a todo lo que entrenaron en pretemporada. Además, las temperaturas han sido más suaves que las previstas y más cercanas a las que se encontraron ambos equipos en invierno, con lo cual, más fiables eran sus informaciones de entonces. Nos vamos en tres semanas a Montmeló, bueno, en dos, que hay tests una semana antes. Allí comienza el periplo por Europa, allí todas las escuderías prometen mejorar, algunas, como McLaren o incluso Renault, realmente lo necesitan, y sobre todo, allí veremos una carrera previsiblemente más “normal”, con una Ferrari no tan rápida respecto del resto de la cabeza, y una McLaren que sabrá colocarse arriba del todo. BMW volverá a ser el tercer mejor equipo (intercalándose, tal vez, entre algunos de la cabeza), y la incógnita será Renault, que siguen prometiendo mejorar bastante para Montmeló y Turquía. Esto es lo que a priori se puede esperar. Lo que pase allí… es imprevisible. ¿No es fantástico?

Así va el mundial:

Campeonato de pilotos: Kimi Räikkönen (19), Nick Heidfeld (16), Lewis Hamilton (14), Robert Kubica (14), Heikki Kovalainen (14), Felipe Massa (10)… Fernando Alonso (6)

Campeonato de constructores: BMW Sauber (30), Scuderia Ferrari (29), Vodafone McLaren Mercedes (28), AT&T Williams (10), Toyota (8)

Próxima carrera: Gran Premio de Montmeló, España. Del 25 al 27 de abril.

Relacionado