Motor, competición y nuevos lanzamientos

Nissan presenta su sistema de control de dirección “drive-by-wire”

0

Seguro que alguna vez has oído eso de… ¡los coches de ahora no transmiten como los de antes! y lo cierto es que es así. Más y mejores aislantes, mayor insonorización, mucha más carga tecnológica tanto en materia de seguridad como de confort, entre otros elementos.

Nissan ahora ha presentado un sistema de dirección “drive-by-wire“, un sistema que prescinde de la caña de dirección como elemento comunicador entre el volante y la cremallera de dirección, empleando en su lugar señales electrónicas para comunicar ambas piezas. El esquema de funcionamiento es sencillo, el volante envía los movimientos realizados por el conductor a unas centralitas, y estas centralitas se encargan de enviarlo a las ruedas del eje delantero, afirmando de esta forma que los movimientos son más instantáneos. La nipona anuncia que es un sistema pionero, porque no hay otra marca que lo haya puesto en marcha en turismos de producción, pero lo cierto es que a nosotros no nos acaba de convencer del todo.

¿El motivo? en la actualidad, esa comunicación mecánica que existe entre el volante y las ruedas sirve para poder recibir al instante las irregularidades del asfalto, pérdidas de motricidad. Sin embargo, Nissan afirma haber logrado que con este sistema, se eliminen las distorsiones generadas por el asfalto, transmitiendo únicamente las más importantes al conductor. No sabemos hasta que punto transmitirá sensaciones al conductor, pero en determinadas condiciones puede resultar hasta peligroso al no permitir que el conductor se anticipe a un imprevisto con las información que da una dirección mecánica.

Por otra parte, como la dirección es un elemento esencial del coche, los ingenieros de la nipona han ideado un sistema en el que a través del embrague se comunica mecánicamente con la dirección en caso de fallo eléctrico.

Aprovechando esta presentación, Nissan también ha aprovechado para hablar de su sistema de mantenimiento de carril, que va asociado al control de dirección drive-by-wire. A través de una cámara de visión que está instalada en el retrovisor, el sistema visualiza las líneas de la carretera, procesa la información y realiza pequeñas correciones para mantener al coche dentro del carril, y gracias al sistema “drive-by-wire”, permite que esas correciones no se perciban en el volante.

A priori, los primeros modelos en recibirlo serán los Infiniti, que lo harán a partir del próximo año. Por el momento desconocemos si habrá modelos de Nissan que lo reciban.

 

 

Relacionado