Motor, competición y nuevos lanzamientos

V-Charge: Aparcamiento autónomo…. ¡y con carga inductiva!

0

Aunque aún no se comercialicen los coches autónomos en el mercado como tal, sí que es cierto que estos últimos años se han introducido un amplio número de tecnologías que automatizan algunos de los procesos habituales y típicos, como puedan ser por ejemplos los estacionamientos en línea o batería.

Una vez introducidas dichas tecnologías -de funcionamiento semiautomático que requieren de nuestra presencia en el asiento del conductor-, toca seguir dando un paso adelante para automatizar más el proceso si cabe, y es en la dirección en la que están apuntando ahora muchos fabricantes.

En concreto, hoy te vamos a hablar de la tecnología V-Charge de Volkswagen, en el que mete en un mismo bol dos conceptos interesantes: el estacionamiento automatizado y por otra parte la recarga del paquete de baterías. Para ello, hace uso de diversas tecnologías (GPS, sensores, imágenes captadas por múltiples cámaras) para que cuando lleguemos por ejemplo a un parking público, nuestro vehículo se encargue automáticamente de localizar un estacionamiento para nuestro vehículo, y en caso de ser eléctrico o enchufable, que dicho estacionamiento esté provisto de un lugar para recargar las baterías por inducción mediante la tecnología Volkswagen Intelligent Charge (y que de esta forma, no requiera acción humana para conectar o desconectar el enchufe). A través de una app para nuestro smartphone, podremos controlar la carga que deseemos establecer.

Pero aún va más allá: si vamos a tardar unas cuantas horas en volver al estacionamiento, una vez se hayan recargado las baterías de nuestro coche, automáticamente dejará la plaza libre para que otro pueda cargarlas en su lugar, y automáticamente aparcará en una plaza de garaje convencional. Una vez regresemos, el coche automáticamente nos recogerá en el lugar que hemos establecido inicialmente (esto resulta especialmente útil cuando vamos cargados con bolsas y otro tipo de objetos).

Evidentemente, esta tecnología tiene en cuenta que en todos los desplazamientos que realice el coche por el interior del parking puedan haber peatones o ciclistas, enviando el sistema de procesado del parking las señales pertinentes al vehículo para alertarle sobre ello.

 

Si te interesa esta noticia...