Motor, competición y nuevos lanzamientos

Aston Martin estudia lanzar un eléctrico, basado en el Rapide y con 1.000 caballos

0

Aston Martin ha confirmado que están estudiando un proyecto para llevar a cabo el primer full EV de la marca, es decir, el primer Aston Martin cien por cien eléctrico y que siga la filosofía y mecánica del Tesla Model S para llegar más pronto que tarde a un mercado que está empezando a despuntar, y a gran escala. Este eléctrico estará basado en el Aston Martin Rapide, actual berlina-coupé de la marca

El Aston Martin Rapide debutó como prototipo en el 2006 rompiendo esquemas en la casa británica y augurando un período de puro éxito en el sector de las berlinas-coupé, que por entonces no había hecho más que nacer sólo un par de años antes, con el debut y comercialización del Mercedes CLS. En Aston Martin optaron por adelantar un proyecto que despuntó en todos los aspectos en la firma inglesa, y que no llegó a las calles de Europa hasta principios del 2010. Hoy, cinco años después del debut en el mercado, estamos en la antesala de un coche que podría romper moldes en el mercado europeo.

Potencia estimada de 1.000 caballos

Aston Martin estudia lanzar un eléctrico, basado en el Rapide y con 1.000 caballos 2

Aston Martin apuesta por un coche cien por cien eléctrico para competir en un nicho que está dejando de ser emergente y se está posicionando como un nicho de gran importancia tanto en Norteamérica como en Europa. Porque del coche eléctrico ya pocas bromas se hacen, y con unos años por delante muy prometedores y un sector que ahora sí está empezando a despegar, marcas como Aston Martin entran ya en una carrera de fondo. La idea es desarrollar un Rapide que cuente con al menos dos motores eléctricos delante y dos detrás, con el objetivo de premiar una potencia neta cercana a los 1.000 caballos, todo esto apoyado por un gran kit de baterías que sirvan para potenciar los motores y prolongar una autonomía que, por los primeros detalles que se dejan caer desde la marca británica, superaría los 300 o 350 kilómetros.

Aunque este proyecto no ha recibido luz verde aún, es interesante recalcar que tiene muchas probabilidades de que lo veamos en la gama de modelos de Aston Martin en un período máximo de cinco años. El Tesla Model S ha sido el primero en llegar pero no el último, ya que cada vez más marcas premium trabajan en este sector y sin ir más lejos, Audi ya trabaja en expandir la gama e-tron y BMW lanzará un tercer modelo de la submarca “i” antes de que acabe el presente lustro.

¿Cuándo veremos el Aston Martin Rapide EV?

Es pronto para hablar de ello, la marca aún tiene que dar luz verde al proyecto y una vez consigan dar este paso, ya sólo quedará ver cómo evolucionan las pruebas y el tipo de configuración que opten para el eléctrico. Quizás 1.000 caballos de entrada es demasiado, y la idea vaya porque esta potencia sea el modelo tope de gama y haya alternativas de menor coste y caballaje que otorgue mayor autonomía y esté en un rango de precio inferior.

Vía: Auto Express

Si te interesa esta noticia...