Motor, competición y nuevos lanzamientos

El Audi SQ5 nos traerá un modo de Drift: ¡Ir de lado no está reñido con ser un SUV!

0

Sí, vale, de acuerdo. El titular te podrá parecer cuanto menos contradictorio… ¿un SUV pensado para derrapar? ¿con las inercias que tienen debido a su elevado centro de gravedad y peso adicional? pues al menos para Audi no parece tan descabellado, y estamos convencidos de que sabrán dar con la fórmula idónea para hacer algo divertido y seguro.

Habiendo pasado por nuestro garaje el RSQ3 y el SQ5, pese a que este último se movía de manera más que decente (y en cierto modo, nos sorprendió), el RSQ3 a nivel dinámico nos resultó mucho más divertido en todos los aspectos.

Desde el departamento de Audi Sport quieren que la percepción que tengamos en esta segunda generación del SQ5 sea muy diferente, y ello implica un replanteamiento en profundidad de muchos de los aspectos que atañen a la configuración del mismo y puesta a punto.

audi-q5-2017-23

De la mano de Autocar, podemos saber en unas conversaciones que han mantenido con un ingeniero jefe que la firma alemana se encuentra en la etapa de desarrollo final del modelo, que presiviblemente, llegará al mercado el próximo año. Uno de los cambios más notables será en su tracción, donde se dejará de adoptar una tracción Quattro con tecnología Ultra donde, pensando en la eficiencia, desacopla el tren trasero cuando no lo necesita y pasará en su lugar a adoptar tracción Quattro permanente con un diferencial trasero deportivo.

Pero eso no es todo, contará con un modo drift como el que tienen el Ford Focus RS o Mercedes AMG 63 donde permitirá enviar gran parte del par a las ruedas traseras para que de esta forma puedas driftear como si fuera un deportivo de propulsión trasera. Además, también mejorará los frenos en ambos ejes, contará con una dirección más precisa y una suspensión más firme y deportiva (pudiendo montar neumática en opción).

Su motor aparentemente será un 3 litros diésel V6 en Europa, mientras que para otros mercados llegará con un V6 de 3 litros y doble sobrealimentación. La idea del turbo eléctrico parece cada vez estar más lejana, algo que en un principio sí que cobró bastante fuerza.

Si te interesa esta noticia...