Motor, competición y nuevos lanzamientos

Coches que duran… y duran…

1

Todos conocemos historias de conductores que han conducido sus coches favoritos durante decadas y muchos kilómetros.

Una de ellas es la historia de Irv Gordon con su Volvo P1800 de 1966. Tiene hechos más de 4.1 millones de kilómetros con el, después de comprarlo por algo más de 4.000 dólares.

Rachel Veitch hizo a sus 91 años 900.000 km en su Mercury Comet Caliente de 1964. Ha cambiado en el coche nada menos que 18 veces la batería y siete veces el escape.

M. Allen Swift de Massachusetts posee el Récord Guiness por ser el poseedor de un vehículo durante más años que los demás (el de la foto). El tiempo que ha conducido su coche será muy dificil de superar, pues los 77 años que lo ha hecho con su Rolls Royce Phantom I Picadilly Roadster es un número que impone mucho. El coche lo tenía cuidado como nuevo. Murió a los 102 años, aunque los km realizados no han sido nada del otro mundo: solo 270.000 km.

Antes de morir, Swift dejó dinero para el mantenimiento del coche. La suma ascendió a 1 millón de dólares.

¿Pensais que un coche nuevo de ahora aguantaría hasta 2088 en perfectas condiciones?

Vía: motorauthority

Relacionado
  • IGC

    Yo creo que por una parte, la mayor complejidad tecnológica de los coches actuales hace que tengan más riesgo de que algo se rompa o falle. Por otra parte, la filosofía actual de los fabricantes no es crear coches que duren para siempre, sino que tengan una vida de entre 10 y 15 años máximo para poder seguir vendiendo coches pasada la vida útil.
    De todas formas con un cuidado exquisito de un vehículo, guardándolo en garaje y haciéndole revisiones periódicas tampoco creo que tuviese muchos problemas en alargar su vida útil de forma notable.