Motor, competición y nuevos lanzamientos

DS 5 Prestige: Siguiendo la estela del lujo dejada por el DS 19 Prestige de 1959

0

DS ha querido hacer un guiño a su pasado, allá cuando fabricaba a finales de la década de los ’50 el DS 19 Prestige, un coche con un equipamiento que en la época resultaba cuanto menos sorprendente, al contar con luces de lectura para los ocupantes traseros, faros direccionables, insonorización específica o hasta incluso teléfono, elementos que a día de hoy no nos sorprenden pero que debemos remontarnos a aquella época para hacernos una idea de lo que suponían.

Ahora han querido rescatar esa esencia y enfrascarla dentro del DS 5 Prestige, que estará limitado a 250 unidades y que cuenta con numerosos detalles que enfatizan su conectividad, confort y refinamiento.

Para empezar, su carrocería se encuentra disponible en los colores Blanco nacarado, Gris Platinum y Negro Perla, que se complementan con unas llantas de aleación de 19 pulgadas en negro brillante y de diseño exclusivo. Uno de los referentes para DS es la terminación del habitáculo, algo en lo que se han focalizado también en este DS 5 Prestige, donde encontramos los paneles, salpicadero y volante tapizados en cuero Nappa, con un claro predominio del color marrón ‘Fauve’ en el tapizado, que contrastan con adornos metálicos tanto en los paneles de puerta como en la consola central. El pedalier es de aluminio y los asientos, en pos del confort, cuentan con función de masaje.

En la consola central, la pantalla táctil de siete pulgadas dotada de navegador 3D es el que cobra mayor protagonismo y nos ofrece información de tráfico en tiempo real, datos de meteorología o de los sistemas de vigilancia como el avisador de cambio involuntario o cámara de marcha atrás. También nos ofrece compatibilidad con Apple CarPlay, Android Auto y Mirror Link.

Su única motorización disponible es el diésel 2.0 BlueHDI de 180 CV con una caja de cambios automática EAT6 de seis velocidades con el que homologa 4,5l/100 km y unas emisiones de CO2 de 117 g/km. El precio será quizá el único encargado de ponerte freno, ya que dada su exclusividad, será el más caro de la gama del DS 5: 44.230 euros.