Pequeño pero matón: Así es este Fiat Cinquecento con motor de Kawasaki

0

A día de hoy cuesta ya de ver un Fiat Cinquecento por la calle. Además de los 20 años que pesan sobre su espalda y lo fácil que resultaba de robar, las diversas opciones que han ido aterrizando en el mercado a lo largo del tiempo han logrado ofrecer productos por encima en términos de seguridad, prestaciones y practicidad.

Pero más allá de que haya gente que a día de hoy lo siga empleando para el uso que fue concebido inicialmente, para muchos otros, su reducido tamaño y peso (inferior a 750 kilogramos) lo hacen un coche ideal al que montarle un motor de motor y poder transformarlo en un concepto muy divertido enfocado a circuitos.

En concreto, este que hoy te mostramos ha prescindido de su tímido motor gasolina por nada menos que el de una Kawasaki Ninja ZX-14 de 2012 potenciado a 250 CV (de serie son 208 CV) a 12.000 rpm, cuya transferencia de potencia corre a cargo de una caja de cambios secuencial que envía la potencia a las ruedas traseras. Pero… ¿cómo es posible si el motor de serie va delante? ¿cómo se ha hecho dicha adaptación? bueno, en realidad, se ha sometido a un cambio muy importante, porque ahora va montado sobre el subchasis trasero en posición central.

Pero además, estéticamente ha recibido un cúmulo importante de modificaciones, como un ensanche considerable de aletas para poder albergar las nuevas llantas con slicks, frontal totalmente personalizado y hecho artesanalmente, un escape que queda a la vista al prescindir del paragolpes trasero, entre otros. Además, si te fijas en el vídeo, te habrás dado cuenta de que se han suprimido las dos plazas delanteras en favor de una central, a la que acompañan muchos elementos de seguridad como un volante de competición, instrumentación de compteición y jaula antivuelco.

Si te interesa esta noticia...