Lo mejor para San Valentín: on-board del McLaren P1 en Yas Marina

1

Hoy es el Día de San Valentín, y está claro que a todos nos gustaría celebrar este día de una forma u otra. Y pensando en cómo gozar con los pantalones puestos (según Karlos Arguiñano), darse una vuelta como la que podemos ver en el vídeo parece lo mejor de lo mejor. Y es que el McLaren P1 es orgásmico. Tal cual.

Este vídeo es un on-board en toda regla del McLaren P1 en el circuito de Yas Marina, Abu Dabí. McLaren llevó al país árabe varias unidades del P1 para promocionarlo y causar expectación sobre todo, entre los actuales poseedores de un MP4-12C. Está claro que es un superexótico, pero un superexótico con mayúsculas… la diferencia entre un coche de este sector y un superdeportivo, queda más clara que nunca en este vídeo. 

Espectacular. Asombroso

El McLaren P1 cuenta con un bloque motor Twin Turbo V8 de 3.8 litros, híbrido y que en conjunto desarrolla una potencia neta de 915 caballos y 900 nm de par. Para conseguir esta potencia, el motor turboalimentado desarrolla 730 y un motor eléctrico que trabaja de forma independiente gracias a un pack de baterías, da 175 caballos más. Es fácil apreciar en el vídeo la tremendísima aceleración que puede ofrecer el P1, que en papel queda contrastada en tan sólo 2,9 segundos de 0 a 100 kilómetros por hora. Alcanzar los 300 km/h es pan comido: sólo 7 segundos. Cifras que hace sólo unos años parecían de risa o de prototipo experimental, y que hoy se alcanzan en un coche de producción y que está a la venta. ¡Dios mío!

Vídeo: YouTube

Si te interesa esta noticia...

Usamos cookies para personalizar su experiencia. Si sigue navegando estará aceptando su uso. AceptarLeer más