Motor M 139 de Mercedes-AMG: 421 CV para el cuatro cilindros más potente del mundo

0

Ya conocíamos algunas de sus cifras con anterioridad, pero es ahora finalmente cuando Mercedes-AMG lo ha desvelado en su completa totalidad. Se trata del motor M 139 que se ofrecerá con dos niveles de potencia y que disfrutarán por el momento los modelos GLB, Clase A y CLA.

Se trata, además, del motor de cuatro cilindros más potente del mundo fabricado en serie hasta la fecha, si obviamos el 2.0 litros del Mitsubishi Lancer Evolution FX-440 MR de 446 CV, del que tan sólo se fabricaron 40 unidades exclusivamente para el mercado británico. Son nada menos que 211 caballos por litro, con el corte de encendido en las 7.200 revoluciones por minuto, todo ello con la fiabilidad, duración y agrado de uso que cabe esperar en un motor de estas características para un modelo de calle.

El motor M 139 emplea una fórmula ya empleada en otros motores de la firma, con dos escalones de potencia: 387 y 420 CV. El primero irá destinado al A45, mientras que el segundo, el más potente de los dos, al A45 S. En el primero, su par máximo se entrega entre las 4.750 y 5.000 vueltas, mientras que en el caso del primero, lo hace entre las 5.000 y 5.250 vueltas.

Motor M 139 de Mercedes-AMG: 421 CV para el cuatro cilindros más potente del mundo

Las diferencias principales frente al M 260 de cuatro cilindros que encontramos en los modelos 35 (o incluso el M 133 anterior) es que el M 139 gira alrededor de su eje vertical en 180 grados, por lo que tanto el colector de escape como turbocompresor se encuentran instalados en la parte posterior y el sistema de admisión en la parte delantera, dando como resultado un mejor flujo de aire al tener menos desviaciones tanto en el escape como en la admisión, además de lograr una pieza más plana y mejorar la aerodinámica exterior.

La presión del turbocompresor cambia en ambas variantes, mientras que en el menos potente es de 1,9 bares, en el segundo pasa a ser de 1,9 bares. El motor está fabricado en aluminio, incluyendo también los pistones (con tecnología patentada NANOSLIDE para reducir las pérdidas de fricción entre pistones y camisas de los cilindros), mientras que el cigüeñal está forjado en acero, dando como resultado un peso en báscula de 160 kilogramos. El montaje del mismo, siguiendo el lema de Mercedes-AMG «One Man, One Engine» está realizado por humanos, aunque con el proceso mejorado gracias a la optimización aportada por la industria 4.0.

Motor M 139 de Mercedes-AMG: 421 CV para el cuatro cilindros más potente del mundo

También es destacable el trabajo que lleva detrás su avanzado sistema de refrigeración, muy importante dada su potencia. Para ello cuenta con un radiador adicional en el paso de rueda, estando el principal en el plano delantero, además de apoyarse en un circuito de baja temperatura para el intercooler de aire y agua con una bomba eléctrica de alta potencia encargada de impulsar el agua a través del circuito.

Si te interesa esta noticia...