Motor, competición y nuevos lanzamientos

Probamos la nueva gama de motores diésel de Opel

0

Esta semana hemos acudido a la presentación de la nueva gama de propulsores diésel de Opel, en la que nos hemos puesto al volante de buena parte del catálogo que actualmente conforma la oferta de la alemana en nuestro país. La nueva generación de motores CDTI ECOTEC supone una disminución tanto en consumos como en emisiones, a la vez que se mejora la sonoridad y la suavidad de marcha.

La novedad presentada es un nuevo bloque construido completamente en aluminio -supone un ahorro de peso de hasta 20 Kg- que cubica 1,6 litros y presenta dos niveles de potencia: 110 y 136 CV. Estos dos propulsores tienen como misión reemplazar al 1.7 CDTI y a las versiones menos potentes del 2.0 CDTI. La transmisión se realiza mediante cadena, y el turbo es de geometría variable. Todas las versiones cumplen con la normativa de emisiones Euro VI.

Silenciosos y eficientes

Probamos la nueva gama de motores diésel de Opel 2

La versión de 110 CV cuenta con 300 Nm de Par, y montado en el Astra de cinco puertas tiene una aceleración de 0 a 100 en 11,6 segundos, una velocidad máxima de 184 km/h y unas emisiones de 97 g/km de CO2. El consumo medio queda fijado en 3,7 litros a los 100.

La de 136 CV, montada en el mismo vehículo, consigue 320 Nm de Par, acelera de 0 a 100 en 10,3 segundos y tiene una velocidad máxima de 200 km/h. Las emisiones suben hasta 104 g/km de CO2 y el consumo medio hasta los 3,9 litros a los 100.

Los primeros modelos en recibir estos motores son el Astra y el Meriva -en versiones de 110 y 136 CV- y el Zafira Tourer -en versión de 136 CV-, como primer paso de un ambicioso proyecto de Opel, que tiene prevista la renovación del 80% de sus motores de aquí a final de 2018, y en el que también entran en juego nuevas transmisiones.

Probamos la nueva gama de motores diésel de Opel 3

A los mandos de los nuevos propulsores, lo primero que nos llama la atención es la baja sonoridad que se transmite al habitáculo, se nota el gran trabajo que se ha hecho en este aspecto, con el que han conseguido el motor más silencioso de su clase. Su secreto reside en que el colector de admisión y la tapa del árbol de levas están realizados en material plástico con encapsulado en material de aislamiento acústico.

La versión de 136 CV me ha gustado por su perfecto equilibrio entre prestaciones, consumo y suavidad de marcha. Con ese propulsor, el Astra se mueve con una gran soltura y responde de forma adecuada a las exigencias del pedal derecho, todo ello con cifras de consumo inferiores a los 5 litros -nuestro trayecto transcurrió principalmente por vías rápidas-.

Probamos la nueva gama de motores diésel de Opel 4

Con 110 CV la cosa cambia, ya que esta versión comparte todas las virtudes de la de mayor potencia, pero se queda algo escasa en prestaciones -siempre hablando del Astra-, no por carencias en el propulsor, que no las tiene, sino por un peso demasiado elevado del conjunto, que lastra inevitablemente las cifras de aceleración. Una vez hechos los deberes -y con buena nota- con la gama de motores, el próximo reto de Opel debe ser precisamente el aligeramiento de sus modelos.

Relacionado