Motor, competición y nuevos lanzamientos

Prueba: Mini Cooper 2014 (diseño, habitáculo, mecánica)

0

Esta semana en MotorAdictos nos hemos puesto al volante de la nueva generación de todo un icono del automovilismo moderno, el Mini Cooper. Quizá  pienses que estoy exagerando, pero las cifras no mienten; desde su puesta en escena de la mano de BMW al comienzo de la década de los 200o, ha conseguido comercializar más de dos millones y medio de unidades en todo el mundo, todo un éxito.

Este año 2014 ha sido testigo de la renovación de este modelo, que viene con las pilas cargadas para continuar con las cifras cosechadas por sus antecesores en el puesto. El nuevo Mini ha crecido en tamaño, y cada vez hace menos honor a su nombre. También es mucho más eficiente, con una gama de motores donde los tres cilindros son los protagonistas. Por último, cabe destacar el abundante equipamiento tecnológico con que han dotado a esta nueva generación, con elementos de seguridad y entretenimiento reservados hasta hace poco para segmentos superiores.

Esta claro que desde  Mini han puesto toda la carne en el asador en esta nueva entrega de su urbanita premium más famoso pero, ¿será lo suficientemente bueno como para aguantar el envite lanzado desde la competencia?

Diseño

Prueba: Mini Cooper 2014 (diseño, habitáculo, mecánica) 4

Hablar de Mini es hablar de diseño. Su moderna línea pero con aire retro es algo que gusta y mucho, y en esta nueva versión no ha cambiado mucho para no desconcertar a sus fieles seguidores. Lo más destacable es el aumento de sus cotas, con casi 10 centímetros más de longitud -3,82 metros-, 4 centímetros más ancho -1,72 metros- y uno más de altura -1,41 metros- con respecto al anterior Mini, sus dimensiones hacen que sea un vehículo con muchas más posibilidades.

El frontal permanece prácticamente inalterado, con unas nuevas ópticas que incluyen un aro con iluminación LED que le aportan una imagen más sofisticada, un elemento casi obligado en los tiempos que corren. La parrilla ha crecido en tamaño, y ahora incluye el soporte para la placa de matrícula. A ambos lados y en una posición más baja se encuentran los faros antiniebla, de diseño redondo.

Prueba: Mini Cooper 2014 (diseño, habitáculo, mecánica) 6

De lateral sigue teniendo las proporciones de un coche de juguete, con ligeros cambios casi imperceptibles en esta nueva versión. Los pasos de rueda están realzados con unos añadidos plásticos, y ahora dan cabida a llantas de nuevo diseño. Nuestra unidad equipaba llantas de 17 pulgadas con neumáticos 205/45.

Prueba: Mini Cooper 2014 (diseño, habitáculo, mecánica) 5

La vista trasera muestra unos nuevos pilotos con tecnología LED, visiblemente más grandes que antes, algo que no termina de convencerme por romper con la estética tradicional del coche, hasta ahora bastante más estilizada. La parte baja del paragolpes está reservada para la luz antiniebla y una salida de escape cromada, situada en el lado del conductor.

Al igual que en la parte delantera, existe una zona cromada rodeando las ópticas, así como una moldura con el mismo acabado sobre la placa de matrícula, donde aparece el logotipo de la marca.

Habitáculo

Prueba: Mini Cooper 2014 (diseño, habitáculo, mecánica) 2

El aumento de cotas es algo que indudablemente ha beneficiado a su espacio interior. Los ocupantes disfrutan de un habitáculo ligeramente más amplio, que también ha recibido un rediseño de muchos de sus elementos para ponerse al día.

Las plazas delanteras son más anchas, y en ningún momento producen sensación de agobio. En las dos traseras, el espacio sigue siendo justo, pero el aumento de 3 centímetros de la distancia entre ejes hace que un ocupante de talla media no vaya tocando con las rodillas en el respaldo del asiento, tal y como ocurría en la generación anterior.

Prueba: Mini Cooper 2014 (diseño, habitáculo, mecánica) 3

El puesto de conducción es agradable y con tintes deportivos, donde no será difícil acomodarnos gracias a los múltiples reglajes con los que contaban nuestros asientos, tapizados en piel negra a juego con muchos de los elementos exteriores. El volante tiene el tamaño y forma perfectos, e incluye los mandos para el control de crucero adaptativo, teléfono y equipo de sonido.

El velocímetro abandona su ubicación en el aro del salpicadero para colocarse en un emplazamiento más tradicional y útil, sobre la caña de dirección. Allí le acompaña una media luna con el tacómetro y una pequeña pantalla a color con información adicional del ordenador de a bordo.

Si dirigimos la vista al frente, nos encontramos con una de las novedades de esta generación, el sistema HUD -head up display-, que proyecta a color en una lámina retráctil transparente la mayoría de la información que necesitamos para no apartar la vista de la carretera. Muestra la velocidad, indicaciones de navegación, pistas y emisoras de la radio e información del control de crucero.

Prueba: Mini Cooper 2014 (diseño, habitáculo, mecánica) 9

En el salpicadero sigue destacando el enorme aro central, que da cabida a una pantalla a color que sirve para visualizar todos los sistemas multimedia del Mini. En su zona exterior se ha colocado una tira de LED multicolor que va cambiando de tonalidad e intensidad en función de la aceleración, del modo de conducción seleccionado, de la temperatura del climatizador o del volumen de la radio. Un sistema vistoso -sobre todo por la noche- al más puro estilo Mini.

La pantalla central se controla desde un mando situado entre los asientos delanteros. El mando es completo y fácil de usar, pero su emplazamiento demasiado bajo, hace que sea incómodo accionarlo con el reposabrazos en su posición baja, sobre todo si tenemos en cuenta que para algunas funciones deberemos escribir directamente sobre el mando para, por ejemplo, introducir una dirección en el navegador.

Prueba: Mini Cooper 2014 (diseño, habitáculo, mecánica) 10

El maletero ha crecido en tamaño hasta los 211 litros, pero sigue siendo uno de los puntos débiles del modelo. No obstante, contamos con un doble fondo bajo la tablilla, y si necesitamos un espacio extra siempre podremos abatir los asientos traseros -en una configuración de 60/40– y conseguir una superficie de carga mayor, aunque escalonada.

Mecánica

Prueba: Mini Cooper 2014 (diseño, habitáculo, mecánica) 8

Las motorizaciones son otra de las novedades en esta nueva generación de Mini, que ha apostado por un bloque de aluminio y tres cilindros en línea para todas sus versiones excepto para la Cooper S, de cuatro cilindros. La versión Cooper que hemos podido probar -de 1,5 litros de cilindrada- cuenta con 136 CV de potencia  entre las 4.500 y las 6.000 RPM, y un Par motor de 230 Nm entre las 1.250 y las 4000 RPM.

Estas cifras se traducen en una aceleración de 0 a 100 en 7,9 segundos y una velocidad máxima de 210 km/h, unas cifras más que respetables, sobre todo si tenemos en cuenta que ha conseguido homologar un consumo mixto de tan solo 4,5 litros a los 100 km, en parte gracias a la ayuda del cada vez más habitual sistema de parada y arranque automático.

El motor no transmite vibraciones molestas al interior como otros modelos de tres cilindros, y el sonido que emana del vano motor es agradable y deportivo. Una de las cosas que no me ha gustado del motor es su nula capacidad para retener el coche en reducciones, lo que obliga a fatigar más de lo deseable el equipo de frenos, que por otra parte se muestra muy eficaz.

Prueba: Mini Cooper 2014 (diseño, habitáculo, mecánica) 7

Nuestra unidad equipaba la caja de cambios manual de seis velocidades, con una palanca de recorridos cortos y precisos que hará las delicias de los amantes e la conducción, tanto por suavidad como por lo ideal de sus desarrollos. El cambio automático tiene un sobrecoste de 1.700 euros con respecto a la versión manual.

La suspensión es independiente en las cuatro ruedas, y resulta demasiado seca si su uso va a ser preferentemente por ciudad, sobre todo si tenemos en cuenta el lamentable estado del pavimento en muchas de nuestras urbes. En ese caso deberemos acudir al catálogo de extras y montar la suspensión con ajuste eléctrico -500 euros- para controlar la dureza dependiendo de las circunstancias.

En la segunda parte de la prueba analizaremos el equipamiento tanto de serie como opcional de este Mini Cooper, con el listado de precios de cada uno de ellos. También te narraremos nuestra prueba dinámica, en la que hemos testado la aceleración, consumos, prestaciones y sensaciones de este nuevo propulsor de tres cilindros.

Enlace: segunda parte de la prueba (equipamiento, comportamiento, conclusión)

Fotos: |aemese22|

Si te interesa esta noticia...