Motor, competición y nuevos lanzamientos

Prueba: Volkswagen Polo 1.4 TDI BMT 75 caballos (diseño, habitáculo, mecánica)

0

En Volkswagen han realizado un muy buen trabajo en esta generación del Volkswagen Polo, un utilitario de sobra conocido por todos que después de mucho esperar pasa por la redacción de MotorAdictos para realizar una prueba bastante interesante, sobre todo si tenemos en cuenta que la unidad cedida es un Volkwagen Polo 1.4 TDI BMT, es decir, uno de los compactos pequeños más ahorradores del mercado, ideal para todo aquel que quiere un coche práctico para uso diario y de consumos muy ajustados.

Por otro lado, seguro que te habrás dado cuenta que esta generación del Volkswagen Polo poco o nada tiene que ver con generaciones anteriores salvo por mantener cierta apariencia, algo lógico dentro del punto de vista del diseño. En esta ocasión tenemos un compacto donde se ha buscado precisamente un acercamiento con su hermano mayor el Volkswagen Golf aunque, como punto negativo tenemos que es más caro que el resto de sus competidores. ¿Conseguirá convencernos?


Prueba: Volkswagen Polo 1.4 TDI BMT 75 caballos (diseño, habitáculo, mecánica) 2

Diseño

Esteticamente es donde más y mejor ha cambiado el Volkswagen Polo respecto a generaciones anteriores. Antes de centrarnos en todos los detalles que encontramos en esta generación comentarte, así sentamos unas bases, que según Volkswagen el vehículo que ves en pantalla tiene unas dimensiones de 3.970 mm de largo, 1.682 mm de ancho y 1.462 mm de alto, medidas que son exactamente iguales para los modelos de tres y cinco puertas y que, respecto a la generación anterior son un poco mejores en cuanto a anchura y largura.

Aunque en la vista lateral el vehículo que ves en pantalla y la generación anterior son bastante similares, quizá cambie algún que otro nervio o las marcadas aletas laterales, la presencia del pequeño compacto es la misma básicamente porque se ha demostrado que son formas con las que se consigue que un vehículo como el Volkswagen Polo pueda aguantar muchos años en el mercado sin parecer demasiado anticuado.

Si nos movemos hacia la zona delantera es donde encontraremos las mayores diferencias entre ambos vehículos ya que hay detalles como el paragolpes frontal, faros delanteros, antinieblas o la parrilla que son totalmente nuevos y completamente diferentes a los anteriores, en esta ocasión mucho mas angulosos y cercanos al nuevo diseño general de todos los modelos de Volkswagen.

En la zaga prácticamente todo permanece más o menos igual debido precisamente a que el no se ha querido cambiar las formas en demasía, aun así, se apuesta por unos nuevos faros posteriores bastante atractivos que pueden ser LED en el caso de equipar a tu nuevo Volkswagen Polo con faros de xenón. Como detalle, he de reconocer que en las versiones más deportivas de la marca, los diseñadores alemanes han sabido dar un toque bastante deportivo sin caer en extremismos, algo muy a tener en cuenta.

Prueba: Volkswagen Polo 1.4 TDI BMT 75 caballos (diseño, habitáculo, mecánica) 3

Habitáculo

Después de hablar sobre los aspectos más importantes del diseño exterior del Volkswagen Polo llega el momento de abrir sus puertas y ver qué nos depara el interior de este pequeño compacto. Como puedes ver en las fotos, el habitáculo, al contrario de lo que suele ocurrir con prácticamente todos los modelos que probamos, estaba poco dotado en cuanto a equipamiento, algo que a fin de cuentas se agradece en un vehículo como este ya que serán pocos los clientes que doten a un Polo de sistema de navegación con disco duro y pantalla táctil.

Entrando a valorar un poco lo que podemos ver a simple vista, he de reconocer que el Volkswagen Polo me sorprendió gratamente, sinceramente esperaba mucho menos de él, sobre todo en cuanto a recubrimientos y calidad general donde claramente está por encima no solo de la generación precedente, sino de prácticamente todos sus rivales. Otro aspecto que me llamó bastante la atención es el puesto de conducción en sí, muy logrado con todo prácticamente al alcance de la mano.

Asientos delanteros cómodos, traseros justos para dos personas corpulentas pero con amplitud suficiente incluso para hacer viajes largos. Aun así, todo no puede ser positivo y, entre los puntos más negativos personalmente encuentro los pocos huecos donde poder dejar objetos, sobre todo si eres una persona que, al igual que yo, pongo cada cosa en un sitio diferente, llaves más a mano, cartera o móvil más escondidos…

Prueba: Volkswagen Polo 1.4 TDI BMT 75 caballos (diseño, habitáculo, mecánica) 4

Por otro lado, he de reconocer que los huecos que si hay, por ejemplo bajo la consola central, huecos de las puertas o directamente la guantera, tienen espacio más que suficiente para recoger objeto de bastante volumen. Especialmente útil son los dos cajones situados bajo los asientos delanteros, lamentablemente hablamos de huecos demasiado grandes por lo que depositar en ellos un móvil o una cartera pequeña harán que estos vayan dando tumbos.

Finalmente he de reconocer, como decía al principio que el nuevo Volkswagen Polo me ha sorprendido mucho, sobre todo gracias a cierto halo de calidad logrado gracias al uso de materiales de mucha más calidad o a detalles como la instrumentación, muy clara y con gran cantidad de información que, si bien es monocroma, los tonos elegidos (blanco sobre negro) no la hacen ni mucho menos anticuadas frente, por ejemplo, a algunas de color naranja llamativo sobre naranja más suave o rojo sobre rojo.

Precisamente y hablando odómetro me gustaría dar un tirón de orejas a los chicos de Volkswagen por el indicador de la gasolina, la verdad es que ver cómo llenas el depósito, recorres los primeros 150 o 200 km sin que este prácticamente se mueva del lleno para poco después ver como van desapareciendo tramos del indicador a velocidad alarmante no es algo que ayude a todos los que buscamos un poco más de precisión para saber cuánto combustible nos queda.

En cuanto al maletero, nos encontramos con una zona cuya capacidad es de 280 litros, capacidad más que suficiente, a mi parecer, para el trasiego propio de un vehículo que, a fin de cuentas, se va a utilizar frecuentemente para movernos por ciudad. Si abatimos los asientos traseros la capacidad crece hasta los 952 litros.

Prueba: Volkswagen Polo 1.4 TDI BMT 75 caballos (diseño, habitáculo, mecánica) 5

Mecánica

Mecánicamente el vehículo que ves en pantalla destaca por montar el nuevo motor 1.4 TDI BlueMOTION desarrollado por Volkswagen, un motor tricilíndrico que llegó al mercado hace tan sólo un par de meses con la única idea de servir como relevo generacional tanto al motor 1.2 TDI de 75 caballos y al 1.6 TDI de 90 y 105 caballos, ambos motores también de tres cilindros, gracias a su polivaléncia (está disponible en 75, 90 y 105 caballos) como a sus consumos y emisiones ya que los consumos, según la propia Volkswagen, se reducen en hasta un 21% respecto a sus homólogos.

Para conseguir todo esto, además de paliar el horroroso ruido que hasta el momento hacían los motores de tres cilindros, los ingenieros de Volkswagen han apostado por incorporar elementos como árboles de levas contrarrebotantes así como el uso de aluminio en piezas donde hasta ahora se utilizaba hierro forjado. Gracias a estas novedades se ha conseguido, entre otras cosas, que el motor vibre menos a la vez que el funcionamiento es mucho más refinado.

En el caso que nos ocupa, concretamente el Volkswagen Polo que estamos probando en MotorAdictos, hablamos un vehículo dotado con el 1.4 TDI BlueMOTION de 75 caballos, un modelo que según la compañía alemana rinde todos su potencial a 4.200 rpm mientras que el par máximo de 140 Nm lo encontramos en las 2.000 rpm.

Conociendo de antemano todos estos detalles es lógico que, durante gran parte de la prueba tuviésemos información sobre el consumo de combustible, gracias a esto pudimos comprobar como en carretera, autovía o autopista el consumo del pequeño Volkswagen Polo en todo momento rondó los 4.2 litros/100 km, mientras que en ciudad este se disparó hasta los 6.3 litros/100 km. Como siempre, todos estos datos fueron tomados desde el propio ordenador de viaje del vehículo, que, al final de la prueba, nos ofrecía un consumo medio de 4.9 litros/100 km.

Prueba: Volkswagen Polo 1.4 TDI BMT 75 caballos (diseño, habitáculo, mecánica) 6

Enlaces: Prueba: Volkswagen Polo 1.4 TDI BMT 75 caballos (equipamiento, comportamiento, conclusión)

Fotos: SMJ

Si te interesa esta noticia...