Motor, competición y nuevos lanzamientos

¿Quién habló de downsizing? Dí hola al W12 TSI de Volkswagen

0

Estamos acostumbrados a ver motores de cada vez menor cilindrada y número de cilindros incluso en modelos de alta gama. Modelos que años atrás parecían quedar al margen de todas la corriente que se empezaba a generar en torno a la eficiencia y la concienciación respecto a la contaminación sucumbieron finalmente ante la tentativa, pero que gracias a las nuevas tecnologías les han permitido en sus relevos generacionales no sólo contaminar y consumir menos, sino mejorar además las prestaciones de sus antecesores.

Esta tendencia, ha llevado por ejemplo a que los motores de doce cilindros se hayan ido extinguiendo paulatinamente entre los fabricantes alemanes, pero aún existen marcas que se resisten a hacerlo, como el grupo VAG, donde en el transcurso del International Vienna Motor Symposium ha presentado su última joya de la corona: el W12 TSI de 6 litros con 608 CV de potencia y unos espectaculares 900 Nm de par entre las 1500 y 4500 rpm.

Y aunque ciertamente no tenga muchos rivales con los que enfrentarse, Volkswagen no ha tardado ya en catalogarlo como el propulsor de doce cilindros más económico de su segmento, prometiendo unas emisiones inferiores a los 250 g/km (nada mal si lo comparamos con los 299g/km del BMW 760i), con unas prestaciones que le permitirán alcanzar los 0-100 km/h en menos de 4 segundos y alcanzar una velocidad máxima por encima de los 300 km/h en función del modelo en el que se vaya a equipar. Siendo francos, no es algo que deba ser determinante para el usuario habitual de este tipo de mecánicas, pero no deja de ser algo meritorio por otra parte.

Evidentemente, la prioridad en un motor de esta índole es el refinamiento y la ausencia de vibraciones. por ello, se recurren a diversas soluciones, como recubrimiento APS en los cilindros, circuito de lubricación de aceite, sistema de inyección dual en el que emplea directa e indirecta, Stop&Start, turbocompresor doble de tipo Twin-Scroll, sistema de lubricación de aceite (seguramente pensando en el Bentley Bentayga) además de sistema de desactivación de cilindros (que aunque ahora nos parezca una novedad en los motores de cuatro cilindros, lo cierto es que este tipo de sistemas ya se empleaban desde hace años en motores de 8 o 12 cilindros).

 

Si te interesa esta noticia...