SEAT León ST 4Drive: Con tracción total, sin renunciar al espacio

0

SEAT ha completado la gama del León ST (que recordemos, es el primer León familiar con el que cuenta la firma) con una nueva variante de tracción integral, tal y como disfrutan algunos de sus homónimos dentro del mismo grupo, como el Golf 4Motion o Golf Variant.

Si bien, dentro del León no es el primer antecedente de tracción total que encontramos. Remontándonos en la hisotira, encontramos modelos como el León mk1 con el 1.8 20VT 4, o el León mk1 Cupra 4, que equipaba un propulsor V6 de 2.8 litros y tracción total. En este caso, se deja de lado la deportividad para centrarse más en el espacio y la versatilidad, por ello, se ha optado por la variante ST como base para la realización de dicha versión.

Sólo disponible con propulsores TDI

El sistema de tracción consta de un embrague multidisco Haldex de quinta generación (siendo más compacto y ligero -1,4kg- respecto a anteriores generaciones), que trabaja sobre un baño de aceite, controlado electrónicamente y de accionamiento hidráulico. Como ocurre en este tipo de tracción, en condiciones normales, el embrague transifere la mayoría del par al eje delantero, y sólo en ciertas condiciones o cuando detecta pérdidas de tracción es cuando reparte el par entre ambos ejes de forma imperceptible para el conductor.

SEAT León ST 4Drive: Con tracción total, sin renunciar al espacio 1

Los propulsores disponibles para el León ST 4Drive son únicamente los 1.6 TDI de 105 (con un par máximo de 250 Nm) y 2.0 TDI 150 CV (con un par máximo de 320 Nm), que homologan un consumo de 4,5l/100 km y 4,8l/100 km respectivamente, contando además con el sistema Stop&Start en ambos casos. Los acabados disponibles son los Reference y Style para el 1.6 TDI, mientras que en el caso del 2.0 TDI podemos optar a los Style y FR.

Si te interesa esta noticia...

Update CMP