Motor, competición y nuevos lanzamientos

Sixt y Continental publican un estudio sobre el envejecimiento del parque español

0

Es un hecho que el parque automovilístico español es uno de los más obsoletos de Europa. Algo que se ha visto aún más agravado si cabe con la llegada hace un lustro de la crisis económica y financiera, que afecta en especial a España, pese a los esfuerzos del gobierno por intentar renovarlo con planes como el PIVE. La gente opta por intentar alargar aún más la vida de sus vehículos y mantenerlos durante más años.

Para indagar mejor en la problemática actual que afecta al parque automovilístico español, Continental (dedicada a la fabricación de neumáticos y componentes de la industria auxiliar) y Sixt rent a car (dedicada al alquiler de vehículos) han elaborado un estudio en nuestro país, donde se obtienen algunas conclusiones interesantes sobre el estado actual del parque automovilístico español, como que por ejemplo, en torno al 45% de todo el parque tiene más de 10 años.

Para la realización del estudio, se ha entrevistado a 300 usuarios que aún tenían el sistema de matrículas provinciano en ciudades como Sevilla, Pontevedra, Bilbao, Zaragoza, Valladolid, Valencia, Barcelona y Madrid. La edad media de los vehículos de los conductores entrevistados era de 16 años. Como es lógico, a los conductores de dichos vehículos, se les ha preguntado múltiples cuestiones acerca de su coche, como si se sentían seguros conduciendo ese vehículo, del cual, un 87% afirmaba que sí. Así mismo, un 96% opinaba que su automóvil no era un riesgo para la circulación, y otro 86% asegura que su coche frena bien, para finalmente, el 88,5% de ellos, asegurar que su coche tiene una buena estabilidad en carretera.

Sixt y Continental proponen varias soluciones o medidas para esta problemática. En primer lugar, que la Guardia Civil aumente los controles del estado de neumáticos a los coches. Así mismo, que se limite también el acceso a vehículos de cierta edad al centro de las ciudades para reducir la contaminación.

Pero sin duda las medidas más polémicas son que la vida de los vehículos debería estar limitada a 30 años, mientras que a partir de los 15 años no debería poderse cambiar de propietario un vehículo. Estas últimas medidas son a todas luces bastante desproporcionadas, porque generalmente, quien tiene un coche de más de 30 años no lo suele usar a diario, porque generalmente suele ser un coche clásico y exclusivo que tiene por capricho.

Además de eso, supondría retirar a un montón de joyas del automovilismo de la circulación en España, así como acabar con una parte importante de la industria auxiliar dedicada a la fabricación de recambios para clásicos.

Vía: Autocity

Relacionado