Motor, competición y nuevos lanzamientos

Un niño muestra como se derrapa con su Mustang de juguete

0

Si es que cuando uno lo lleva en la sangre… se nota. Todos sabemos que hacer derrapar el coche no es tan complicado. Si cuenta con tracción trasera y algo de potencia, basta con pisar el acelerador en una curva para que las ruedas traseras patinen. Pero también es cierto que controlar un derrape de forma prolongada es totalmente otra historia. Es necesario contar con destreza, calma y conocimientos del coche.

En el vídeo que os dejo aparece un niño que desde una edad muy temprana muestra maneras. Esta claro que entiende el funcionamiento de un coche y realiza pequeños derrapes controlados, contravolanteando a tiempo e incluso lo hace llevando un pasajero. El coche es eléctrico y no demasiado rápido, pero al llevar ruedas de plástico, es suficiente para deslizar sobre el asfalto.

Puedo apostar dinero que este chico en su vida se dedicará a algo relacionado con los coches, si no al deporte en la modalidad de drift.

Relacionado