Motor, competición y nuevos lanzamientos

Volar-e

0

Hace unos cuantos días anunciábamos que el superdeportivo eléctrico español Volar-e iba a ser presentado este mismo fin de semana por lo que finalmente no íbamos a tener que esperar mucho para conocer todos los detalles de un vehículo capaz de moverse sin necesidad de motores térmicos. Un deportivo de apariencia bastante llamativa gracias a detalles como su frontal, altura de su carrocería, pasos de rueda o alerón trasero que, a su vez, es capaz de medirse a cualquier superdeportivo que se precie de serlo

Para eso el modelo que ves en pantalla ha sido dotado nada menos que de cuatro motores eléctricos que trabajan conjuntamente para ofrecer una potencia máxima de 1.000 caballos, suficiente para que el modelo que ves en pantalla sea capaz de romper la barrera de los 300 km/h, algo que hasta la fecha muy poquitos modelos puramente eléctricos eran capaces de conseguir. Como es lógico y a semejante velocidad la autonomía es muy limitada.

Aun así, los artífices de este proyecto pueden presumir de haber conseguido un sistema de control permanente a las cuatro ruedas bautizado como iTORQ por el que los 1.072 caballos y 1.000 Nm de par máximo que homologan los cuatro motores eléctricos pueden parecer mucho más “manejables”. Como detalle antes de pasar a datos más puros, destacar que el sistema de tracción a iTORQ está preconfigurado para funcionar en cuatro modos diferentes, eco, dynamic, racing y wet.

En el modlo más agresivo el Volar-e es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 3.4 segundos, romper la barrera de los 200 km/h en 6.5 segundos para llegar a los 300 km/h en 12.1 segundos. Lamentablemente los artífices de este proyecto no han querido comentar la autonomía de las baterías, no solo a velocidades “normales”, sino cuando alguien quiere acelerar a fondo y superar los 300 km/h. El dato que si sabemos es que las baterías son de 38 kWh que, en modo carga rápida, pueden completar una carga en tan sólo 15 minutos.

Si te interesa esta noticia...