¿Realmente sirve de algo anular la válvula EGR?

0

Uno de los grandes debates sobre mecánica que tanto abundan en foros y redes sociales tiene como protagonista a la válvula EGR.

Sin saber muy bien para qué sirve este dispositivo, mucha gente pontifica sobre la conveniencia de su desactivación en aras de una supuesta disminución en el consumo de combustible o de una supuesta mejora en el rendimiento del motor.

¿Pero realmente es tan bueno desconectarla como la gente dice?

Si no tiene ningún beneficio, ¿por qué se sigue instalando en los coches?

En este artículo explicaremos para qué sirve la válvula EGR y si realmente es conveniente anularla para mejorar las prestaciones de un vehículo.

La utilidad de la válvula EGR

El interés de autoridades y fabricantes por reducir las emisiones contaminantes ha promovido el desarrollo de todo tipo de elementos que limiten la contaminación de los motores de combustión interna.

La válvula EGR es uno de esos dispositivos que reducen notablemente las emisiones contaminantes procedentes de los gases de escape.

Su funcionamiento es sencillo de explicar: la EGR toma algunos de los gases del escape y los manda de nuevo a la cámara de combustión para extraer de ellos el oxígeno que queda.

De ese modo, se reduce mucho la emisión de los nocivos óxidos de nitrógeno.

Funcionamiento de la válvula EGR

Cuando se circula a un régimen de revoluciones bajo o medio, la válvula se abre permitiendo que los gases de escape recirculen en dirección a la cámara de combustión.

Como el aire limpio que se encuentra en la cámara de combustión está mezclado con los gases de escape, al producirse la explosión se quema menos oxígeno que si solo hubiese aire puro.

Y esta menor temperatura permite que se generen menos óxidos de nitrógeno.

Por otra parte, cuando el motor necesita desarrollar la máxima potencia porque se está pisando el acelerador a tope, la válvula se cierra para que el aire que llegue a la cámara de combustión sea más puro y tenga más oxígeno.

La válvula EGR debe estar siempre limpia

El hollín de los gases de escape redirigidos hacia la cámara de combustión puede mezclarse con los vapores del aceite procedentes del cárter y terminar formando una película viscosa en el conducto de admisión hacia los cilindros.

Si el conducto se estrecha por culpa de esa carbonilla, el vehículo pierde prestaciones porque no entra el suficiente aire para facilitar la combustión.

Por esa razón, conviene que la válvula esté siempre limpia, si no se quieren perder prestaciones.

Y en caso de que se tapone del todo, la EGR terminará por averiarse y se volverá inservible.

Para evitarlo, hay que intentar no circular prolongadamente a regímenes bajos de revoluciones, como suele ocurrir cuando se conduce mucho por ciudad.

Por lo tanto, no viene mal de vez en cuando subir las revoluciones del motor en marchas cortas —siempre que el motor haya alcanzado la temperatura de servicio— para que se pueda eliminar la carbonilla por el tubo de escape (algo que se puede apreciar a simple vista, cuando tras un acelerón sale de improviso una humareda muy negra por el tubo de escape).

¿Por qué la gente anula la válvula EGR?

Antes de emitir una opinión, vamos a analizar cuáles son las ventajas y los inconvenientes de anular la EGR.

Ventajas de anular la válvula EGR

Mucha gente decide desconectar la EGR creyendo que se obtiene una mejora en las prestaciones del motor.

Pero esta percepción es errónea, dado que cuando se acelera al máximo la válvula se cierra y deja de funcionar.

Solo podría percibirse un pequeño beneficio en las prestaciones cuando se conduce a regímenes bajos de revoluciones.

Por otra parte, de esta mejora en el rendimiento a bajas revoluciones también podría desprenderse otro efecto beneficioso, que más adelante veremos que no es tal: como no es necesario pisar el pedal a fondo a bajas revoluciones, el consumo de combustible parece disminuir si se conduce mucho en ciudad.

A continuación vamos a ver que esto no es así.

¿Realmente sirve de algo anular la válvula EGR?

Aspectos negativos de la anulación de la EGR

Cuando se anula la válvula EGR el vehículo contamina más.

Y aunque esto sea algo que no puede apreciarse a simple vista, sí que puede detectarse mediante una prueba de emisiones como las que lleva a cabo la ITV.

Por lo tanto, aquellos conductores que han anulado la válvula EGR para conseguir mejores prestaciones corren el peligro de no pasar la ITV, en caso de que se les olvide que la tenían desconectada.

Además, el motor sufre más porque en frío tarda más tiempo en alcanzar la temperatura óptima de funcionamiento.

Y por ello, también necesita consumir más combustible, así que ese supuesto beneficio que se consigue al anular la EGR se cae por su propio peso.

Entonces, ¿es bueno o es malo anular la válvula EGR?

Para salir de dudas, le hemos preguntado a Miguel Pérez Torroja, CEO de la tienda de recambios online Endado, que nos ha respondido que “no es una buena idea realizar la operación de anulación, ya que los supuestos beneficios que se derivan de ello son escasos y en muchas ocasiones contraproducentes”.

No obstante, al igual que sucede con el filtro de partículas —otro elemento que necesita regenerarse si se circula durante mucho tiempo a regímenes bajos—, no está de más subir el régimen de revoluciones de vez en cuando en marchas cortas, para expulsar la carbonilla y que el sistema de admisión siga operando a pleno rendimiento.

Si te interesa esta noticia...

Update CMP