BMW no lanzará un rival del Mercedes Clase X

0

Desde que tuvimos noticias de que Mercedes se encontraba preparando el desarrollo de una pick-up (la Clase X), nos comenzamos a cuestionar sobre cómo respondería BMW a dicha ofensiva, de la misma forma que en su día inició su incursión en el segmento de los MPV con los BMW Serie 2.

Sin embargo, en este caso no parece que BMW tengan intenciones de entrar en ese terreno de los pick-ups premium. El propio jefe de desarrollo de BMW, Klaus Frohlich, en el transcurso del Salón del Automóvil de París durante una entrevista a Motoring ha descartado el mismo al afirmar que no hay un plan de negocio viable sobre la mesa para un modelo de dichas características.

La justificación del por qué han tomado esta decisión es multifactorial. Por una parte, asegura que el mercado premium de las pick-up es extremadamente pequeño, habiendo muy pocos países con un interés real en el mundo, siendo Australia uno de ellos, además de ser ya de por sí, el mercado de las pick-ups un mercado muy pequeño y segmentado.

¿Cabría entonces la posibilidad de firmar un acuerdo de colaboración por ejemplo, con Toyota, para hacer algo similar a lo que han hecho con el Toyota Supra y nuevo BMW Z4? No parece que en este caso se lo planteen, ya que tal y como afirman, no se quieren dedicar al rebranding de modelos. Lo que parece bastante claro es que sería casi impensable para la firma alemana desarrollar un modelo así en solitario, y aún haciéndolo mediante un acuerdo de colaboración con otro fabricante, no parecen estar del todo convencidos que pueda ser rentable si se le hace un profundo lavado de cara interior y exterior para adecuarlo a la filosofía de la marca.

Si te interesa esta noticia...