Motor, competición y nuevos lanzamientos

BMW X2, llega el anticipo de un modelo que aún tardará en llegar al mercado

1

bmw-x2-concept-3

¡Ya está aquí! La marca bávara hace oficial en el Salón del Automóvil de París el BMW X2, pero no como modelo definitivo, y es que en BMW han optado por ir un poco más comedidos y lo que tenemos en pantalla no era exactamente lo que esperábamos… ¿o sí? El BMW X2 se presenta como un prototipo muy estiloso y estilizado, con líneas extravagantes y con un diseño que desde luego no está dejando indiferente a nadie. BMW no ha querido quedarse a las puertas del diseño personal y el resultado es cuanto menos, apasionante… ya sea para bien, o para mal.

El diseño es muy diferente al del X1 de segunda generación, ¡desde luego! Pero obviamente, no se acercará demasiado a las líneas del modelo final que veremos en el mercado. La parrilla, las enormes entradas de aire, los espejos retrovisores y las apabullantes llantas de 21 pulgadas, desaparecerán en el modelo definitivo. Pero lo más importante, salta a la vista y se mantendrá en el proyecto final.

BMW no ha confirmado detalles oficiales respecto a la mecánica o la motorización del prototipo. No concretan más allá del diseño y de la estética del crossover urbano, y esto confirma la idea de que BMW apuesta en este caso por mostrar únicamente el diseño y ver las reacciones de clientes potenciales. Los de Múnich presentarán el BMW X2 definitivo a mediados o finales del próximo año 2017, con vistas de arrancar la producción y las ventas a principios de 2018. Compartirá el mismo chasis de tracción delantera que porta el X1, con tracción delantera como estándar y tracción total como opción en algunas versiones, y será más costoso que el propio X1, quedándose en una filosofía cercana al X4.
bmw-x2-concept-2

bmw-x2-concept-4

bmw-x2-concept-1

BMW X2, llega el anticipo de un modelo que aún tardará en llegar al mercado 7

Si te interesa esta noticia...
  • Ernesto

    Parece que ya cambia el clásico diseño de todos los BMW. Bienvenida la innovación