Easydrift: O cómo hacer drifting con un tracción delantera

0

A través de un pequeño evento organizado en el recién estrenado kartódromo de Lucas Guerrero, hemos podido conocer unas carcasas de neumáticos denominadas Easydrift y que resultan muy peculiares, así que te vamos a contar estas peculiaridades con las que cuentan a continuación.

Como bien sabes, a la hora de realizar drift, necesitamos principalmente dos cosas: un coche de propulsión trasera, y preferentemente, que cuente con un diferencial autoblocante. Esto es lo básico e indispensable si queremos hacer drift como corresponde. Si en nuestro caso, contamos con un sistema de tracción mucho más extendido, como lo es la tracción delantera, tenemos una alternativa para poder acercanos en reacciones y sensaciones a lo que es el drift.

Easydrift, ¿en qué consiste?

Los neumáticos Easydrift son unas carcasas fabricadas en materiales compuestos de plástico que se acoplan sobre nuestros neumáticos de serie del coche. Si bien, los propios responsables encargados de distribuir el producto, nos aconsejan que si queremos mantener en perfectas condiciones nuestro neumático, más concretamente, el flanco del mismo, contemos con otro juego de llantas y neumáticos adicionales, y sea ahí donde montemos las carcasas Easydrift.

Por tanto, es lógico deducir que se trata de un sistema pensado única y exclusivamente para su uso y disfrute en circuito cerrado al tráfico. Y que están principalmente pensadas para coches de tracción delantera, para montar en el eje posterior.

Seguramente, leyendo este concepto te venga a la cabeza una técnica conocida desde que el mundo es mundo para hacer “culear” un tracción delantera. Sí. Las míticas bandejas de plástico de los establecimientos de comida rápida como McDonalds, en las que las sitúas en cada una de las ruedas del eje trasero, y posteriormente, pones el freno de mano para que queden cogidas y ya puedes ponerlo en práctica. Sin embargo, este sistema tiene un problema, además de las deformidades que se forman sobre el neumático, también, la resistencia del plástico de dichas bandejas es muy limitado, y no suelen durar más que unas cuantas “culeadas“.

¿Qué utilidad puede tener Easydrift?

Ahora es posible que te preguntes, ¿y qué aplicación puede tener en la vida real? Sus distribuidores nos han sugerido algunas ideas respecto a sus posibles usos:

  • Cursos de conducción: Quizá, la principal utilidad. En muchos cursos de conducción segura, se nos enseña a gestionar adecuadamente una situación de peligro o pérdida de control sin que derive en un accidente. Y aunque los controles electrónicos existentes hoy en día mitigan considerablemente estos peligros, siguen existiendo, y debemos seguir estar preparados para continuar reaccionando ante ellos.

 

  • Iniciación al drift: Es evidente que el drift es una modalidad en auge y con cada vez más seguidores, y muchos se plantean introducirse en ella. Si queremos comenzar en ella para conocer un poco mejor las reacciones del coche, y aprender a dominarlo a la hora de jugar con los pesos, con las carcasas de Easydrift es una buena forma de hacerlo, antes de pasar a un vehículo de propulsión trasera con el que poder poner más en práctica nuestras capacidades.

¿Qué limitaciones tiene?

Evidentemente, al no tener empuje en el eje trasero y limitarse únicamente a la pérdida de tracción, supone que las cruzadas deberemos hacerlas a máximo 35 o 40 km/h. Además, dependiendo del ángulo de giro que tenga el coche que empleemos para tal fin, limitará aún más las posibilidades. Es decir, que aquí no importa la potencia, lo que cuenta es el ángulo de giro que tenga el coche empleado.

También es posible que te cuestiones la duración de estos neumáticos. De acuerdo a lo que nos han comentado, su duración es aproximadamente de 1.000 km, por lo que nos serviría para unas cuantas tandas. Eso sí, hacían bastante hincapié en que es muy importante no pisar pianos no tierra con ellos, ya que tienen efecto memoria y pueden crear microfisuras en ellos que deriven en un daño y desgaste prematuro.

Por contra, presentan también una serie de ventajas frente a hacer drift con neumáticos convencionales, como por ejemplo, el ruido generado de los mismos, el consumo de carburante así como del sistema de frenado es muy inferior, otro aspecto no menos importante, es que el asfalto del circuito no se desgasta, mientras que a la hora de hacer drifting con neumáticos convencionales, el asfalto del circuito sufre mucho.

Precios y disponibilidad

Si optamos por las carcasas V 1.0 de 200×600 mm, su precio para la pareja con impuestos es de 999 euros, mientras que para la V 2.0 de 180×560 mm, el precio impuestos incluidos es de 899 euros. Existe también una oferta para karts y quad cuyo precio es de 298 euros, con impuestos incluidos. Así mismo, también ofrecen un inflador (válvula de vacío) cuyo precio es de 99 euros y una bolsa para transportar todo a un coste de 40 euros.

Easydrift

 

Update CMP