¿Qué ventajas tiene el carsharing?

0

El carsharing se ha convertido en una de las últimas tendencias de la movilidad española. A pesar de que las ventas de coches de ocasión siguen creciendo, la realidad es que, al día de hoy, cada vez son más los conductores que se deciden por la modalidad de vehículo compartido, en lugar de adquirir uno propio. Sin duda, se trata de una práctica sostenible que, además de proteger el medioambiente, tiene algunos beneficios para los usuarios. ¿Qué ventajas tiene el carsharing?

¿De qué se trata esta nueva modalidad?

Por empezar, entendamos qué significa carsharing. Traducido como uso temporal de vehículos, se trata de un modelo de negocios en el que un conductor puede alquilar un coche durante un período corto de tiempo. Este modelo resulta ser muy exitoso para las personas que necesitan un vehículo para desplazarse por la ciudad, pero de forma ocasional. Además, el carsharing es especialmente útil en el ámbito corporativo; cada vez son más las compañías que deciden optar por esta modalidad en lugar de adquirir coches de empresa para sus empleados. El uso temporal de vehículos reduce el impacto en el medioambiente, al mismo tiempo que ofrece numerosas ventajas para el conductor.

Ventajas del carsharing

Las principales ventajas del carsharing y la razón por la que cada vez más conductores optan por la modalidad de coches compartidos son estas:

Menor contaminación

Muchas personas quieren disminuir la contaminación del medioambiente a través de un uso responsable de los vehículos. En primer lugar, la flota de vehículos compartidos está compuesta por coches eléctricos, lo que reduce las emisiones de gases contaminantes. Por otro lado, al optar por esta alternativa, se limita el uso de vehículos que circulan por las carreteras. Si solo se requiere un vehículo ocasionalmente, el carsharing es muy conveniente.

 

Menor presupuesto

Considera todos los gastos que hay que hacer para invertir en un coche. Además de la compra, estos vehículos requieren un mantenimiento constante. Si el conductor necesita el vehículo de forma ocasional, estos gastos se tornan realmente innecesarios. La modalidad de carsharing ofrece una alternativa que requiere un presupuesto menor, ya que el conductor solo tiene que preocuparse por rentar el vehículo cuando lo necesita.

Por otro lado, su uso es más económico que tomar un taxi, aunque sus tarifas no son inferiores a las del transporte público. Sin embargo, quienes necesitan un traslado privado, encuentran que el carsharing tiene tarifas muy convenientes. Por otro lado, si se alquilan vehículos de cuatro plazas, se puede dividir el costo con los acompañantes.

 

Uso más conveniente

Los vehículos de uso compartido son muy compactos, por lo que ofrecen un uso más conveniente. Son muy fáciles de aparcar y, además, como son eléctricos tienen zonas de aparcamiento gratuitas. Por otro lado, se puede utilizar el carril del bus para desplazarse con estos coches.

El carsharing tiene, cada vez, un uso más extendido en España. Las ventajas que ofrece a los conductores que necesitan vehículos ocasionalmente y la reducción de la contaminación hacen que este modelo de negocios sea muy exitoso.

También podría gustarte