BMW podría usar propulsores más pequeños para los futuros M

0

Después de que BMW diga adiós al V8 diésel, parece que el CEO de los bávaros, Norbert Reithofer, no quiere reducir únicamente los propulsores extravagantes de la marca, sino que quiere ir más, mucho más allá. Para comprender esta historia nos tenemos que remontar a los primeros M3 y M5, donde usaron un cuatro y un seis cilindros respectivamente; hoy sin embargo, usan un V8 y un V10 cada uno de ellos. ¿Qué ha ocurrido? Básicamente que ha aumentado enormemente la potencia y el tamaño, y con ello también lo ha hecho en gran medida el paso.

Norbert quiere volver a las viejas raíces, donde usaban pequeños motores, un peso digno de una pluma, y donde más se caracterizaba el espíritu M. El CEO ha explicado que no han descartado la posibilidad de que este cambio llegue a buen puerto, y el cambio lo veremos reflejado en los próximos años. Además, también existe la mínima posibilidad de que pasen a usar turbos y de que, aprovechando la reducción del tamaño, también contaminen menos, lo cual al fin y al cabo sería muy bueno para la marca.

Definitivamente, la cuestión está en si BMW será capaz de reducir el tamaño de los propulsores mientras que, como mínimo, mantienen las mismas prestaciones en conjunto. Si lo consiguen, habrá que plantearse seriamente qué hacen exactamente los bávaros para dejarnos con la boca abierta.

Vía: Leftlane

Si te interesa esta noticia...

Update CMP