G-Power BMW 760i: 610 CV y 870 nm de par… o lo que es lo mismo, un M7 no oficial

0

Si eres de aquellos que estaba esperando un milagro por parte de BMW para que recapacitara y optara por sacar un M7 sobre el Serie 7 (recordemos que han confirmado en múltiples ocasiones que no es algo que entre dentro de sus planes), ahora, gracias al preparador G-Power puedes optar por algo más parecido a lo que sería un M7 de producción.

Y sí, no nos olvidamos del Alpina B7 F01, que además, se produce en la misma factoría donde se fabrican los Serie 7 convencionales, pero la apuesta de G-Power supone una alternativa adicional tanto por estética como por preparación para aquellos que quieran optar por un Serie 7 de altos vuelos. Y lo más importante: la base técnica: en este caso no se emplea el V8 de 4.4 litros.

En el caso del G-Power BMW 760i, sobre la base del V12 biturbo de 6 litros y 544 CV, se han realizado algunas modificaciones para aumentar su potencia hasta los 610 CV y un par máximo de 870 Nm, gracias al uso del módulo «G-power Bi-Tronik 5 V1», por lo que a priori, parece que dicha potenciación se logra únicamente gracias a reprogramación de la centralita. Además, esta centralita tiene un funcionamiento peculiar, puesto que sólo activa el extra de potencia adicional cuando el conductor hunde el pedal del acelerador y se dan otras condiciones como que la temperatura del refrigerante sea óptima, todo ello con el objetivo de preservar la fiabilidad a largo plazo.

Con un aumento de potencia así, se mejoran los registros de velocidad, como su 0-100 km/h a 4,3 segundos -siendo 0,3 segundos más rápido que el Alpina B7) o una velocidad máxima por encima de los 300 km/h.

Estéticamente, G-Power también ofrece unas llantas de 21 pulgadas en opción, aunque de dudoso gusto estético, eso sí.

También podría gustarte
Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.