Motor, competición y nuevos lanzamientos

La división M de BMW llega al cambio

0

Junto a una fotografía espía de la mula de pruebas que lleva a buen recaudo el famoso y misterioso a la vez V10 Twin-Turbo, os traemos prácticamente la confirmación de lo que ya todos dábamos por hecho: el cambio.

¿El cambio a qué? Simplemente eso, el cambio. La división deportiva de BMW, M, a estas alturas no puede seguir desarrollando la filosofía de motores atmosféricos de altas revoluciones para las variantes deportivas de los bávaros, y es que no sólo son las emisiones contaminantes, sino también los altos costes de desarrollo los que provocan un cese de este tipo de motores..

No es ningún secreto que el 3 litros Twin-Turbo que vemos en modelos como en el 335i es capaz de alcanzar fácilmente al V8 del M3, con un coste de desarrollo inferior y en general, con unas emisiones inferiores. ¿Qué sacamos de esto? Simplemente que el mercado y las necesidades, mandan. Sea cualquier filosofía, cualquier símbolo casi histórico de la marca. Los M, se pasan a la turboalimentación.

Por supuesto, como habrás deducido, no sólo implica la utilización de turbopropulsores, sino también la disminución de la cilindrada y de los cilindros. Que no te extrañe, por ejemplo, si el próximo M3 lleva un 6 en línea, como fue en su día las generaciones anteriores más cercanas.

¿Y cuándo lo veremos? De momento, teóricamente será en el controvertido X6 M, que llevará un V8 de 4.4 litros y nada más y nada menos que 500 caballos.

Vía: Autoblog