Motor, competición y nuevos lanzamientos

Amazon también quiere vender coches online en Europa: ¿Peligran los concesionarios físicos?

1

El auge de Amazon es imparable. Este gigante del comercio online que comenzó en 1995 como una librería online, cada vez ha ido introduciendo sus tentáculos en el mercado para poder comercializar todo tipo de artículos, y algo que empezó inicialmente con la venta de recambios de vehículos, haciéndole así la competencia tanto a recambistas físicos tradicionales como a otros online ya establecidos que eran competencia de estos últimos, más tarde decidieron introducirse en la venta de vehículos.

Ya por estas fechas, el año pasado Amazon comenzó a hacer una primera iteración hacia este objetivo final de comercializar vehículos a través de su tienda, en la que a través de su división Automotive, nos permitía consultar un catálogo muy amplio de vehículos clásicos y actuales que se comercializaban en Estados Unidos y elegir la carrocería, marca, año de comercialización, emisiones, tracción y posteriormente intercambiar opiniones con otros usuarios de la plataforma o interactuar a través de los comentarios.

No es en cualquier caso algo revolucionario, ya que hay fabricantes como Tesla que desde sus inicios apuestan por esta fórmula, sin embargo, en este caso, Amazon sí que contaría con los medios y recursos necesarios para poder llevar algo así a cabo con un importante número de marcas del mercado. Ahora parece que finalmente se van a animar a dar el paso, tras haber invertido ingentes cantidades de dinero en lograr llevar esta nueva división a cabo que estará orquestada desde Luxemburgo, contratando a diversos especialistas y asesores de la industria.

Los planes pasarían por comenzar a vender coches en Reino Unido, aunque realmente no sería tampoco el primer acercamiento realizado en Europa, porque también el año pasado, a través de Amazon.it y tras un acuerdo logrado con Fiat-Chrysler, comercializaban vehículos online si bien se limitaba únicamente a los modelos Panda, 500 y 500L, realizando la entrega en un concesionario físico.

¿Cuál sería entonces la diferencia fundamental respecto a comprarlo en un concesionario físico? A priori, poder comprar directamente al fabricante, algo que debería repercutir en un precio final con mayores descuentos y simplificación de los trámites. No renunciaríamos en cualquier caso a las pruebas dinámicas, algo muy importante en lo que está tipificado como la segunda compra más importante de nuestra vida tras la vivienda.

En cualquier caso, no hay todavía ninguna fecha puesta ni información oficial sobre este desembarco en Europa, pero estas informaciones vienen de Autonews, así que no deberíamos tardar en ver a Amazon pronunciarse oficialmente al respecto.

Vía: Autonews

Si te interesa esta noticia...
  • cat

    No lo creo pues estarán los que como yo disfrutamos en los concesionarios tocando y probando los coches en directo