El BMW X8 M es solo cuestión de tiempo: lo que está por venir

0

De aspecto brutal y con un espectro de ventas limitado pero impactante, el BMW X8 se asentará en el mercado como un portento en su categoría y con todo lo necesario para alzarse como uno de los máximos a nivel internacional. Tomando como punto de partida el X7, será más que el hermano mayor del X6. Enorme, con espacio para cuatro adultos en el interior, de diseño extravagante y con una gama de motorizaciones que tirará en todo caso a la alta.

El BMW X8 M será el que cope la lista de motorizaciones del súper SUV alemán. Al igual que el resto de modelos «M» de alta categoría, el X8 M incorporará bajo el gran capó un motor V8 Twin Turbo de 4.4 litros con una potencia neta de al menos 600 caballos, más que suficiente para estar en línea con hipotéticos rivales que, de momento, brillan por su ausencia. También habrá un X8 M Competition que contará con una cifra más alta, llegando hasta 650 cv y poniéndose a tiro con el Lamborghini Urus. Sin embargo, el concepto del bávaro será muy diferente al del italiano.

BMW enfocará el X8 M a la deportividad pero sin perder un ápice de comodidad y confort. Esto quiere decir que el X8 M será un SUV pesado con todo tipo de lujos que llama la atención, sobre todo, por la instalación únicamente de dos asientos en la parte posterior, de máximo confort y previsiblemente independientes. De esta manera, el X8 M será único en su categoría y demostrará que más tamaño no es ecuánime a más plazas para adultos. No obstante, a priori parece confirmado que BMW permitirá alternar entre un X8 de cuatro asientos o de cinco con una banqueta completa en la parte trasera.