Noruega prohibirá la venta de vehículos diésel y gasolina en el año 2025: ¿Quién será el siguiente?

0

 

El fin de los vehículos de combustión interna ya va sentando las bases. Países como Noruega ya se han puesto de acuerdo para lograrlo: a través de un acuerdo entre los principales partidos políticos, se ha llegado a un acuerdo para prohibir la venta de los vehículos de combustión interna a partir del año 2025.

Es algo bastante llamativo si tenemos en cuenta que por una parte es uno de los países que más ecologistas son de Europa, pero de manera simultánea, también es uno de los mayores exportadores de petróleo del mundo además de la tercera región que más gas natural exporta. Prueba de ello es que en la actualidad, el 17% de su parque automovilístico está compuesto por vehículos totalmente eléctricos, todo un hito teniendo en cuenta la escasa oferta existente aún a día de hoy, ya que todavía son muchos los fabricantes que no ofrecen una opción eléctrica. Aunque también es cierto que allí los coches eléctricos poseen abundantes ayudas en al compra, ayudas de las que carecen los modelos convencionales y que están disponibles a precios mucho más caros que aquí.

Noruega prohibirá la venta de vehículos diésel y gasolina en el año 2025: ¿Quién será el siguiente? 1

Noruega, por tanto, es el primer país del mundo en obligar a prohibir a sus ciudadanos la compra de vehículos diésel y gasolina, dejando a sus ciudadanos como única opción el vehículo eléctrico si a partir de dichas fechas quieren adquirir un vehículo privado. Pero analizándolo fríamente, nueve años son pocos años para establecer un cambio tan radical en la sociedad, ¿realmente están preparados para adoptar una medida tan drástica como esta? y lo que más nos inquieta… ¿en 9 años, habrá cambiado tanto el panorama automovilístico para que encontremos un mayor abanico de modelos y autonomías mucho más extensas?

Algunos fabricantes ya están centrados en la conducción autónoma para final de la década, mientras que de forma simultánea también lo alternan con la electrificación de su gama. Y otros tantos fabricantes poco a poco van introduciendo diferentes propuestas de electrificación de cara al futuro.

Analizándolo fríamente, también podemos verlo como una jugada maestra, teniendo en cuenta que muchos ya apuntan a que la próxima gran crisis del petróleo no va a venir precedida por la escasez, sino por el descenso de la demanda debido a que se vaya reduciendo paulatinamente su dependencia en favor de energías alternativas y renovables. Y un país como Noruega en el que el petróleo es el 40% de su PIB, es evidente que tiene que cambiar su modelo económico para poder subsistir cuando eso suceda.

También es cierto que otros países como Holanda o incluso India ya han propuesto medidas en esta línea, aunque realmente, la única que ha puesto fecha a la acción ha sido Noruega.

Si te interesa esta noticia...

Update CMP