Mazda CX-3 2018: Cambios estéticos y motores menos contaminantes

0

El Mazda CX-3 ha vuelto a recibir otro restyling (recordemos que el modelo se comercializa desde el año 2015), y en este caso, se aprovecha el Salón de Nueva York de 2018 para introducir este nuevo empuje comercial al modelo.

Empezando por su aspecto, Mazda ha mantenido el diseño KODO, si bien hay sutiles diferencias como una parrilla delantera de nueva factura, un nuevo color de carrocería denominado ‘Soul Red Crystal’, además de unas nuevas llantas de aleación opcionales en 18 pulgadas.

También hay cambios en el habitáculo, donde el freno de mano eléctrico cuenta ahora con la función “Auto-hold” que conecta el freno de mano automáticamente cada vez que el coche se detiene. Su paquete de seguridad ‘i-ACTIVSENSE’ se ve mejorado con el nuevo asistentes de retenciones de tráfico ocn control de distancia, disponible en función de la versión.

Mazda CX-3 2018: Cambios estéticos y motores menos contaminantes

De cara a poder continuar comercializándose en el viejo continente, se ha actualizado la gama de motores y ahora el motor diésel SKYACTIV-D recibe modificaciones a fin de poder cumplir con la normativa Euro 6d-Temp. Para ello, se ha aumentado su cilindrada y se rebaja la temperatura de combusión, lo que redunda en una reducción de las emisiones de NOx. Se apoya también en un catalizador de almacenamiento de NOx que permite reducir aún más la emisión de los óxidos de nitrógeno a fin de cumplir la normativa que entrará en vigor próximamente.

Los motores gasolina SKYACTIV-G también recibe pequeñas modificaciones encaminadas al cumplimiento de la nueva normativa, para la cual no ha sido necesario finalmente la instalación de un filtro de partículas, manteniendo las versiones de 120 y 150 CV.

Si te interesa esta noticia...

Update CMP