Motor, competición y nuevos lanzamientos

Peugeot 208 HYbrid FE, eficiencia sin renunciar a prestaciones

0

Peugeot irá bien provista de cargamento al Salón de Fráncfort. Si estos días ya te hemos hablado de algunos de los modelos que estarán en su expositor, tales como el RCZ R, 308 R Concept, ahora se suma el 208 HYBrid FE, un prototipo tomando el 208 como base en el que pretenden aunar dos conceptos que cada vez presentan menos incompatibilidades entre ellos, gracias a los avances que han realizado muchos grandes fabricantes: prestaciones y eficiencia.

El 208 HYbrid FE Concept es un prototipo realizado en colaboración con la marca Total, que como algunos sabréis, Peugeot mantiene un estrehco lazo con ella desde el año 1995. Y fruto de este trabajo conjunto, nos presentan un modelo conceptual híbrido, que carece de enchufe, y que nos anticipa un poco lo que tiene preparado el grupo PSA en esta materia de cara al futuro.

Sin embargo, y aunque a priori, pueda parecerte un simple 208 asociado a una mecánica híbrida, nada más lejos de la realidad. Para lograr una mejoría considerable en su eficiencia, se ha reducido considerablemente el peso del conjunto respecto a un 208 1.0 VTi (dicha versión pesa 975 kg), mediante el uso de policarbonatos y materiales compuestos en aletas, capó y paneles de carrocería, llantas de aleación específicas (de 19 pulgadas) con neumáticos de baja resistencia a la rodadura, además de suspensiones y estabilizadoras específicas y muchos más livianas. También tiene que ver que el depósito de combustible se ha sustituido por uno cuya capacidad es de únicamente 20 litros.

peugeot208hybridfeconcept1

También se ha trabajado en la mejora de su aerodinámica, por ello, se han suprimido los retrovisores exteriores del vehículo, y en su lugar, se han instalado unas cámaras cuya imagen puede visualizarse en el salpicadero para obtener la imagen que veríamos observando a los retrovisores. Otro aspecto destacable es la instalación de un difusor trasero para mejorar la circulación del aire.

Mecánicamente, combina el propulsor tricilíndrico 1.0 VTi de 68 CV cuya cilindrada se ha subido a 1.2 litros manteniendo la misma potencia, y que emplea lubricantes exclusivos desarrollados por Total que ayudan aún más a reducir su fricción y mejorar su eficiencia. Este propulsor de combustión interna va acoplado a un propulsor eléctrico con una potencia de 30kW alimentado con una batería de ión de litio de 90 celdas.  Toda esta obra de ingeniería da como resultado unas emisiones de CO2 de 49 g/km con un consumo medio de 2,1l/100 km. Aún más impactante es el hecho, que es capaz de realizar el 0-100 Km/h en 8 segundos.

Si te interesa esta noticia...